Escucha esta nota aquí

La compañía de cruceros Carnival anunció este lunes que algunos de sus cruceros comenzarán a navegar de nuevo en agosto, luego de que miles de pasajeros y tripulantes quedaran atrapados a bordo de embarcaciones cuando las fronteras internacionales se cerraron en marzo por la pandemia.

Carnival Cruise Line anunció en un comunicado su plan de reiniciar a partir del 1 de agosto ocho cruceros que parten de los puertos de Miami, donde la línea tiene sede; Port Canaveral, en el noreste de Florida; y Galveston, en Texas.

En el texto, Carnival también anuncia la cancelación de todos los cruceros que tenían previsto salir hasta el 31 de julio desde estos tres puertos, y hasta el 31 de agosto de los demás puertos de Norteamérica y Australia donde opera.

"Estamos comprometidos a apoyar todos los esfuerzos de salud pública para manejar la situación del Covid-19", escribió la línea en la nota. 

Carnival es la compañía madre de Holland America, cuyos barcos "Zaandam" y "Rotterdam" atracaron en marzo en Fort Lauderdale luego de una travesía trágica por aguas latinoamericanas, con numerosos contagios de coronavirus y cuatro fallecidos a bordo.

Pero la odisea no se ha terminado para miles de tripulantes que aún siguen confinados en cruceros frente a las costas de Estados Unidos.

La Guardia Costera de este país informó el mes pasado que todavía había 114 cruceros con 93.000 tripulantes merodeando las aguas estadounidenses.

Las compañías se niegan a desembarcar y repatriar a sus trabajadores porque el pago de transporte y chárters para enviarlos a su casa es "muy costoso", informó el diario local Miami Herald la semana pasada, citando una portavoz de los Centros de Control y Prevención de Enfermedades (CDC).

Las empresas han negado esta versión y afirman que los CDC imponen regulaciones muy difíciles de implementar para el desembarco seguro de los tripulantes con el fin de evitar más contagios.

La prohibición de navegar, expedida por los CDC, fue extendida el 15 de abril por 100 días más, es decir hasta poco antes del 1 de agosto. Y aún es incierto cuándo abrirán sus puertos a extranjeros otros países.