Escucha esta nota aquí

Una computadora Apple original, construida a mano por los fundadores de la compañía Steve Jobs y Steve Wozniak hace 45 años, se vendió este martes por 400.000 dólares en una subasta en Estados Unidos.

Se esperaba que la funcional Apple-1, la tatarabuela de los elegantes Macbooks de cromo y vidrio de hoy, alcanzara los 600.000 dólares en la subasta celebrada en California.

La llamada "Chaffey College" Apple-1 es una de las 200 fabricadas por Jobs y Wozniak al comienzo de la odisea de la compañía, que pasó de ser un emprendimiento de garaje a convertirse en un gigante valorado en 2 billones de dólares.

La computadora es aún más única porque está revestida de madera de koa, una madera nativa de Hawái. Solo un puñado de las 200 originales se fabricaron con este material.

Jobs y Wozniak vendían principalmente la Apple-1 por partes. Una tienda de computadoras que recibió un pedido de alrededor de 50 unidades decidió revestir algunas de ellas en madera, dijo la casa de subastas.

"Esta es una especie de santo grial para los coleccionistas de electrónica antigua y tecnología informática", explicó el experto en Apple-1 Corey Cohen a Los Angeles Times.

La casa de subastas John Moran Auctioneers dijo que el dispositivo, que viene con un monitor de video Panasonic de 1986, solo ha tenido dos propietarios.

"Fue comprada originalmente por un profesor de electrónica en Chaffey College en Rancho Cucamonga, California, quien luego se lo vendió a uno de sus estudiantes en 1977", explica la casa de subastas en su web.

Los Angeles Times informó que el estudiante, que no ha sido identificado, pagó solo 650 dólares por ella en ese momento.

Si bien los 400.000 dólares representan un gran retorno de la inversión para el exalumno, el precio está muy lejos del récord para un dispositivo de este tipo.

La casa Bonhams vendió un Apple-1 funcional que llegó al mercado en 2014 por más de 900.000 dólares.

Apple emprendió el camino hacia el éxito a fines de la década de 1970 y principios de la de 1980, pero se hundió después de la partida de Jobs y Wozniak.

La empresa se revitalizó a finales de la década de 1990 y Jobs volvió al redil como director ejecutivo.

Él supervisó el lanzamiento del iPod, y más tarde el del iPhone, el teléfono que cambió el mundo, antes de su muerte en 2011.

Comentarios