Escucha esta nota aquí

El presidente de EEUU, Donald Trump, confirmó este sábado en conferencia de prensa la primera muerte en EEUU por coronavirus de Wuhan. La víctima es una mujer de casi 60 años la pasada noche y que era una paciente de “alto riesgo”.


En la conferencia estuvo acompañado del vicepresidente de ese país, Mike Pence, y del secretario de Salud, Alex Azar, quien manifestó: "Esto es lo que esperábamos desde el primer día. El riesgo para el estadounidense medio (sin patologías previas) sigue siendo bajo". No obstante, "esto puede cambiar rápido", según el reporte de los corresponsales del diario El País en Washington. 

También recomendó no viajar a las zonas que más han sufrido el impacto del coronavirus como medida de "contención".
Trump además dijo que hay unas 15 personas que se están recuperado, aunque "esperamos que pueda haber más casos".