Escucha esta nota aquí

El candidato demócrata Joe Biden acusó este jueves a Donald Trump de llevar a cabo una política "criminal" al separar a niños migrantes de sus padres, una estrategia que el mandatario usó en 2018, pero tuvo que suspender ante una ola de indignación.

"Esos chicos están solos, sin ningún lugar a donde ir. Eso es criminal", dijo Biden en el último debate antes de las presidenciales en relación a la revelación que todavía hay cerca de 545 niños separados de sus padres.

Trump defendió la política de "tolerancia cero" a la migración y afirmó que los niños habían sido llevados a la frontera de Estados Unidos por "coyotes" y por "mala gente".

"Ahora tenemos la frontera más sólida que hemos tenido", afirmó el mandatario, que además atacó a Biden al señalar que las jaulas que conmocionaron al mundo mostrando a los niños habían sido construidas por su predecesor demócrata, Barack Obama.

El plan de "tolerancia cero" -para disuadir a los migrantes, fundamentalmente centroamericanos y mexicanos- implicó la separación de cerca de 2.700 niños de sus padres y esta semana la organización de defensa de los derechos humanos ACLU indicó que todavía hay 545 menores alejados de sus progenitores.