Escucha esta nota aquí

El candidato izquierdista Pedro Castillo supera en intención de voto a la derechista Keiko Fujimori para el balotaje presidencial del próximo 6 de junio en Perú, según un último sondeo difundido ayer.

Castillo, un maestro de escuela rural, concentra el 42% de la intención de voto, mientras Keiko Fujimori, hija del encarcelado exmandatario Alberto Fujimori, recibe un 40% de las preferencias, señala la encuesta de Ipsos publicada por el diario El Comercio, a una semana de la segunda vuelta presidencial.

Un 10% votaría en blanco o nulo y un 8% no precisó su opción electoral en la consulta, indicó el sondeo, el cuarto que realiza Ipsos desde la primera vuelta del 11 de abril.

Castillo subió dos puntos porcentuales y Fujimori también lo hizo en tres puntos en comparación a la encuesta realizada el 16 de mayo.

“La reducción de la distancia entre ambos candidatos se viene dando por un estancamiento en el apoyo a Castillo y un lento avance del apoyo a Fujimori”, dijo el director de Ipsos, Alfredo Torres, en el diario El Comercio.

“El debate presidencial (de ayer) será sin duda muy relevante para los indecisos, pero también lo será la capacidad que muestren los candidatos para reducir la desconfianza que generan en esos electores”, agregó.

La encuestadora interrogó a 1.517 personas el 28 de mayo, con un margen de error del 2,5%.

Último debate

La encuesta se difundió horas antes del último debate entre ambos candidatos que se realizó anoche a las 19:00 en la ciudad de Arequipa (unos 1.000 kilómetros al sur de Lima).

La ley electoral prohíbe la difusión de encuestas en territorio peruano a partir de hoy hasta que se celebren las elecciones.

Castillo, candidato del partido Perú Libre, ganó la primera ronda con 18,92% de los votos, mientras Keiko Fujimori, de Fuerza Popular, llegó segunda con 13,40%, según el Jurado Nacional de Elecciones (JNE).

Fujimori, de 46 años, defiende el libre mercado mientras que Castillo, de 51, aboga por un activo papel del Estado en la economía, incluso con nacionalizaciones.

A pesar de sus diferencias, ambos candidatos coinciden en algunos temas: son antiaborto, defienden la familia tradicional, no dan importancia a los derechos de la comunidad Lgtbi y rechazan el enfoque de género en las escuelas.

Comentarios