Escucha esta nota aquí

Miles de millones de personas festejaron unas fiestas de Navidad nuevamente ensombrecidas por la pandemia de coronavirus, cuya variante ómicron provoca nuevas restricciones que afectaron los reencuentros familiares.
Por segundo año consecutivo, cuando las vacunas parecían ofrecer un horizonte algo más esperanzador, el repunte de contagios lanzó un jarro de agua fría para las celebraciones de Sídney a Sevilla.

En Belén, lugar de nacimiento de Jesús según la tradición cristiana, el sector hotelero que esperaba la llegada de turistas quedó decepcionado. Tras un confinamiento casi total hace un año, Israel volvió a cerrar sus fronteras.

Los scouts, con sus boinas con pompón en la cabeza, efectuaron a las 9:00 hora local su tradicional desfile en el casco histórico, bajo un cielo cubierto y el frío matinal. El sonido de los tambores y las gaitas trajo un poco de alegría a la plaza del Pesebre, junto a la Basílica de la Natividad.

Como en 2020, la misa de gallo estuvo reservada a un pequeño círculo de fieles, solo bajo invitación.

La procesión encabezada por el patriarca latino de Jerusalén Pierbattista Pizzaballa atrajo más gente que el año pasado gracias a restricciones algo más flexibles.

En el Vaticano, el papa Francisco presidió el viernes la tradicional misa de Navidad en la basílica de San Pedro. Ayer al mediodía dirigió su octava bendición Urbi et Orbi desde la misma plaza.

En general, las celebraciones serán generalmente más distendidas que el año anterior, cuando apenas se empezaban a administrar las primeras vacunas. En EEUU, millones cruzaron el país para reunirse con sus familias.

Pero la pandemia sigue allí: los holandeses están confinados, Broadway anuló los espectáculos navideños, Perú prohibió reuniones familiares y fiestas navideñas y España reintrodujo la mascarilla obligatoria en la calle, mientras que su región Cataluña impuso un toque de queda nocturno.

Una esperanza

Los australianos, los primeros en celebrar la Navidad, pudieron en su mayoría viajar por el interior del país y reencontrarse con parientes por primera vez desde el inicio de la pandemia a pesar del récord de contagios registrado.

”Todos hemos sido testigos de escenas conmovedoras de gente reencontrándose en aeropuertos después de meses de separación”, dijo el arzobispo católico de Sídney, Anthony Fisher, en su mensaje navideño.
“En un periodo tan sombrío, Navidad es un rayo de sol, un fragmento de esperanza”, agregó.

Para el primer ministro británico Boris Johnson, un certificado de vacunación es el mejor regalo a los pies del árbol.

Levantar restricciones

Estados Unidos levantará el 31 de diciembre las restricciones de viaje que impuso a ocho países africanos para frenar la propagación de la variante ómicron de coronavirus, informó en Twitter un portavoz de la Casa Blanca.,
Actualmente los viajeros procedentes de Sudáfrica, Botsuana, Zimbabue, Namibia, Lesoto, Esuatini (antes Suazilandia), Mozambique y Malaui tienen prohibida la entrada en territorio estadounidense, una decisión anunciada el 26 de noviembre “por extrema precaución”, recuerda la Casa Blanca.

El levantamiento se debe a “dos razones esenciales”, afirma un comunicado transmitido por un alto cargo de la Casa Blanca.

Primero porque se sabe que “las vacunas actuales protegen eficazmente contra una forma grave (de covid-19) relacionada con ómicron, sobre todo después de una dosis de refuerzo”.

Y también porque “los viajeros internacionales procedentes de estos países no tendrán un impacto significativo en el número de casos en Estados Unidos”, debido a que la variante ómicron ya se ha propagado mucho en el país.

Por otro lado y frente a la quinta ola de la epidemia de covid-19 y la rápida propagación de la muy contagiosa variante ómicron, las autoridades sanitarias francesas recomendaron que la dosis de refuerzo de la vacuna pueda aplicarse a partir de los tres meses.

Mientras examina este consejo de la Alta Autoridad de Salud (HAS), el gobierno indicó que el plazo fue reducido a 4 meses desde el viernes y no a partir del 3 de enero como estaba previsto inicialmente.

Comentarios