Escucha esta nota aquí

El gobierno británico decidió ampliar su arsenal de armas nucleares por primera vez desde la caída de la Unión Soviética en 1991, según su primera revisión estratégica posbrexit sobre seguridad, defensa y política exterior publicada el martes.

El Reino Unido elevará el techo máximo de su arsenal de ojivas nucleares de 180 a 260, lo que supone un aumento de casi 45%, según la revisión que presentará el primer ministro conservador Boris Johnson ante el parlamento durante el día.

Según los diarios The Guardian y The Sun, que consultaron el documento de un centenar de páginas, el gobierno prevé aumentar a 260 el número máximo de ojivas que el país está autorizado a almacenar.

Pondrá así fin al desarme progresivo emprendido tras la caída de la Unión Soviética en 1991, aumentando el arsenal en un 45% respecto a su compromiso para mediados de esta década de limitarse a 180 ojivas.

Según los medios británicos, el ejecutivo invocará una "panoplia creciente de amenazas tecnológicas y doctrinales" para justificar este cambio, sin precedentes desde el fin de la Guerra Fría.

Comentarios