Escucha esta nota aquí

Por tercer año consecutivo, Alemania es el país más admirado del mundo, según lo indica una encuesta realizada en 135 países, en una votación en la que relegó a los Estados Unidos, China y Rusia.

La consulta, intenta establecer los gustos de la población respecto del liderazgo global, está a cargo de Gallup, y sus resultados no hicieron más que arrojar dudas respecto de la posición de los Estados Unidos.

A raíz de este estudio, The Guardian recordó una frase de Mike Pompeo, secretario de Estado norteamericano hace unos días. "Como el presidente (Donald) Trump ha dejado muy claro, necesitamos una estrategia que proteja a la economía estadounidense y nuestro modo de vida. El mundo libre debe triunfar sobre esta nueva tiranía (N. de la R.: en referencia a China). Asegurar las libertades es la misión de nuestro tiempo y Estados Unidos está perfectamente posicionado para liderarlo".

"Esta encuesta arroja más dudas sobre la afirmación de Pompeo", analiza el peridódico británico. Y profundiza: Estados Unidos tenía un índice de aprobación global del 33% para 2019, solo un punto porcentual por delante de China y un 3% por delante de Rusia. Alemania supera a los tres por amplia diferencia, con el 44%. Gallup aclaró, que esos fueron los únicos cuatro países sobre los que se desarrolló la consulta, por tratarse de las cuatro principales potencias mundiales.

La encuesta alcanza a mil personas adultas en 135 países y fue realizada antes de que la crisis económica y sanitaria por el coronavirus pusiera al planeta en jaqueLa conclusión es que la posición global de Washington podría sufrir aún más a la luz de su mala gestión en el tratamiento de la pandemia, uno de los puntos más críticos de la gestión de Trump.

"Trump afrima con frecuencia que hizo que EEUU vuelva a ser respetado en el mundo, pero las cifras de la encuesta sugieren lo contrario -opina The Guardian-. Estados Unidos fue el país más admirado del mundo durante todos los años de la administración de Barak Obama (excepto en 2011, cuando también el primer lugar le correspondió a Alemania), pero luego su popularidad se desplomó 18 puntos porcentuales tras la asunción de Trump en el cargo".

El poder alemán

"La canciller alemana Angela Merkel, amada u odiada desde hace mucho tiempo, ha sido una de las líderes más predecibles en tiempos altamente inciertos tanto en Europa como en el orden global", comentó el editor en jefe de Gallup, Mohamed Younis. Y agregó: "La imagen del liderazgo de los Estados Unidos podría sufrir seriamente mientras el mundo observa al gobierno federal luchando por controlar las tasas de infección".

La aprobación del liderazgo de los Estados Unidos está en su punto más bajo entre los aliados tradicionales del país en Europa, donde el 61% desaprueba su desempeño y sólo el 24 lo aprueba. En Alemania, el 78% de los encuestados desaprobó la gestión norteamericana, mientras que en Australia, el índice de desaprobación fue del 67%.

El único continente en el que los Estados Unidos mantiene una imagen positiva es África, donde el 52% aprueba el gobierno de Donald Trump. Pero eso sigue muy lejos del 85% que había logrado Obama en 2009. (La Nación)