Escucha esta nota aquí

Guyana solicitó la liberación inmediata de la tripulación de dos barcos pesqueros que, según denuncia, fueron capturados por Venezuela en aguas bajo jurisdicción guyanesa.

Se trata del más reciente incidente en la disputa fronteriza por el Esequibo, un extenso territorio rico en recursos naturales, acentuada una vez que la compañía estadounidense Exxon Mobil halló petróleo en la zona en 2015.

El Ministerio de Exteriores de Guyana dijo en un comunicado el sábado por la noche que Venezuela no le informó de las detenciones, pero que confirmó reportes de que los barcos fueron abordados el jueves en aguas de la zona económica exclusiva guyanesa por tripulantes del buque de la Marina venezolana "Hugo Chávez" e incautados.

"Guyana condena en los términos más duros posibles este acto de agresión sin sentido de parte de las fuerzas armadas de Venezuela", expresó la cancillería. 

Agregó que intentaba "cerciorarse de la situación y el bienestar de los tripulantes" que, según Georgetown, están detenidos en el puerto de Guiria, en el noreste de Venezuela.

La AFP contactó a autoridades venezolanas, sin obtener respuesta hasta el momento.

Un país tiene en su zona económica exclusiva (espacio de hasta 200 millas náuticas -370 km- desde el límite del mar territorial) soberanía para exploración y explotación de recursos, pero terceros tienen libertades de navegación y sobrevuelo.

El incidente ocurre un mes después de que el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, decretara "un nuevo territorio marino" que, según Guyana, se superpone con sus aguas y afecta al territorio al oeste del río Esequibo.

Georgetown condenó el decreto como una franca violación de su soberanía y del derecho internacional.

El decreto de Maduro sostiene que ese territorio "no afecta los espacios marítimos de otros Estados".

Guyana defiende un límite establecido en 1899 por una corte de arbitraje en París, mientras Venezuela reivindica el Acuerdo de Ginebra, firmado en 1966 con Reino Unido antes de la independencia guyanesa, que establecía bases para una solución negociada y anulaba el tratado anterior.

En diciembre la Corte Internacional de Justicia falló, a pedido de Guyana, que tiene jurisdicción en el asunto y que habrá audiencias para escuchar a las partes, un proceso que puede llevar años y al que Venezuela se opone.

Una audiencia, prevista para el lunes, fue pospuesta para febrero, según el gobierno venezolano.

La Marina de Venezuela ha interceptado en los últimos años varios navíos de investigación de Exxon Mobil y otra petrolera estadounidense, Anadarko Petroleum. 

Caracas ha condenado las prospecciones petroleras de Guyana en aguas en disputa y recientes maniobras navales que realizó junto a Estados Unidos. 

Comentarios