Escucha esta nota aquí

Las astronautas estadounidenses Christina Koch y Jessica Meir realizaron juntas ayer una caminata espacial histórica, la primera realizada por un equipo completamente femenino.

“Christina, puedes salir de la cámara de despresurización”, dijo la también astronauta Stephanie Wilson desde el control de la misión en Houston, según imágenes transmitidas en vivo por el canal de la agencia espacial estadounidense.

Luego de controles de seguridad de rutina sobre trajes y amarras, la caminata fuera de la Estación Espacial Internacional (ISS) comenzó a las 11:38 GMT.

Koch y Meir trabajaron en el remplazo de una unidad de carga y descarga de baterías (BCDU, por sus siglas en inglés) que dejó de funcionar el fin de semana pasado.

Paneles fotovoltaicos convierten la luz del sol en energía eléctrica para la ISS, pero durante su órbita la estación pasa gran parte del tiempo sin recibir luz, y es en esos periodos que aprovecha la energía almacenada en las baterías.

La maniobra de ayer había sido anunciada por la NASA el lunes y es parte de un proceso más amplio que está en marcha para sustituir viejas baterías de níquel-hidrógeno por nuevas unidades de ion de litio, que tienen mayor capacidad. Koch, una ingeniera eléctrica que con esta llegó a su cuarta caminata espacial, lo que también se conoce como “actividad extravehicular”, lideró a Meir, doctorada en biología marina, quien realizó su primera experiencia fuera de la estación. (AFP)