Escucha esta nota aquí

Centros comerciales y lugares de culto están autorizados a reabrir a partir de este lunes en India, pese a que la epidemia del nuevo coronavirus sigue golpeando con fuerza al país.

Para reactivar la economía, el gobierno del primer ministro Narendra Modi suavizó el confinamiento nacional impuesto a finales de marzo en esta nación de 1.300 millones de habitantes.

En este sentido, los lugares de culto, centros comerciales y restaurantes fueron autorizados por el gobierno central a recibir de nuevo al público a partir de hoy lunes, siempre y cuando se respeten las consignas sanitarias. 

Sin embargo, algunos Estados como el de Maharashtra (oeste), duramente castigados por la pandemia, los mantienen cerrados. 

Los cines y los gimnasios siguen cerrados y las grandes concentraciones de personas están prohibidas.

En los edificios religiosos que abrieron sus puertas el lunes imperaba la precaución y solo un puñado de fieles estaban presentes.

Numerosos templos instalaron "túneles de saneamiento" en la entrada. Los fieles no podían entrar con comida ni ofrendas en el interior.

"Se mide la temperatura de la gente dos veces antes de que entren", dijo Ravindra Goel, un responsable del templo Jhandewalan, uno de los más antiguos de la capital india.

India registró hasta la fecha 9.983 decesos y 256.611 casos confirmados de covid-19, lo que sitúa al país con más enfermos por el virus que en España o Reino Unido. 

Los expertos pronostican que el pico de la enfermedad se alcanzará en julio.