Escucha esta nota aquí

India superó este domingo los 7 millones de casos de coronavirus, cuyo avance imparable mató a más de 150.000 personas en Brasil y contagió a más de 10 millones en América Latina y el Caribe, mientras que en Europa se aceleraban las medidas para contener una segunda ola.

Según el último recuento de la AFP, realizado el domingo a partir de fuentes oficiales, en América Latina y el Caribe se contabilizaron 10.068.397 contagios, más de 368.000 de los cuales se tradujeron en muertes, lo que la convierte en la región más afectada del mundo por la pandemia.

En Brasil, un país de 212 millones de habitantes, donde en estas últimas horas se superaron los 150.000 decesos por Covid-19, la media de infecciones diarias bajó no obstante de 40.659 en julio a 30.000 en septiembre y 27.200 en lo que va de octubre, pero los expertos advierten: las cifras todavía son altas. 

"Es como si bajaras del Himalaya a los Alpes, es decir, continúas en una montaña", dijo a la AFP el investigador de la Sociedad Brasileña de Infectología José David Urbáez.

En número de casos, por detrás de Brasil (5.082.637 contagios y 150.198 muertos), se encuentran Colombia (902.747, 27.660), Argentina (883.869, 23.581) y Perú (846.088, 33.223).

"Catastrófico" 

En tanto, en India, tras un aumento de casi 75.000 nuevos casos, el número total de contagiados alcanzó los 7,05 millones, aunque los expertos aseguraron que la cifra podría ser en realidad mucho más alta, pues en ese país de 1.300 millones de habitantes se realizan muchas menos pruebas de diagnóstico que en otros Estados.

El número de muertos en India, que el domingo era de 108.334, seguía siendo no obstante muy inferior al de Estados Unidos, donde el Covid-19 mató a más de 214.300 personas, y al de Brasil, donde se registraron 8 millones de casos.

A título comparativo, el número de muertos por coronavirus por cada 100.000 personas en India es de 7,73, mientras que en Estados Unidos es de 64,74.

No obstante, Perú continúa siendo el país con la mayor tasa de mortalidad del mundo en proporción a su población, con 101 muertos por cada 100.000 habitantes.

La baja mortalidad de India podría deberse a que la población es relativamente joven, a una posible inmunidad gracias a otras enfermedades o, simplemente, a que se estaría infravalorando el número de decesos.

Con todo, el gobierno indio continuó levantando las medidas restrictivas para estimular la economía, duramente impactada por el confinamiento impuesto en marzo.

Una situación que preocupa a buen número de habitantes. "Cuando salgo, veo a mucha gente sin mascarilla", declaró Jayprakash Shukla, de 66 años, un funcionario jubilado. "Quizá estén hartos de llevar mascarilla, pero si la gente no cambia sus hábitos, será catastrófico para el país".

Más medidas en Europa 

A nivel estatal, India es el segundo país con mayor número de contagios por detrás de Estados Unidos, donde se registraron 7,7 millones de casos.

El presidente estadounidense, Donald Trump, que estuvo hospitalizado por coronavirus durante tres días, quiso tranquilizar a la población el sábado de cara a las elecciones presidenciales del 3 de noviembre y declaró que se siente "genial". Su médico aseguró que el mandatario, que prevé reanudar los mítines de campaña el lunes, ya no es contagioso.

En Europa, donde se confirmaron más de 6,4 millones de casos de Covid-19 y más de 241.000 muertos, la segunda ola de la pandemia llevó a los gobiernos a aprobar nuevas medidas restrictivas. 

En España, el gobierno decretó el estado de alarma en Madrid para frenar los contagios. Al menos durante 14 días, los 4,5 millones de habitantes de Madrid y algunos municipios vecinos deberán respetar un confinamiento parcial, que les permite pasear, hacer la compra en el supermercado o comer fuera, pero dentro de la zona delimitada, de la que sólo podrán salir para ir a trabajar o al médico.

En Alemania, la mayoría de las tiendas y todos los restaurantes y bares deben permanecer cerrados desde las 23H00 hasta las 06H00, al menos hasta fin de mes.

La canciller, Angela Merkel, afirmó que, si la situación no se estabiliza en diez días, se tomarán nuevas medidas. De momento, se están registrando cada día más de 4.000 nuevos casos.

La crisis sanitaria también se agrava en Francia, donde se batió un récord de nuevos casos diarios, con casi 27.000 en 24 horas, según datos oficiales del sábado por la noche. El consejo científico no descarta implantar confinamientos locales "si es necesario".

Por otro lado, el Reino Unido, el país europeo más enlutado por la pandemia, con más de 42.000 fallecidos, se plantea imponer reglas más estrictas en "algunas regiones". Según indicó el consejero estratégico del primer ministro, Edward Lister, en una carta enviada a los diputados del noroeste de Inglaterra, especialmente golpeado por el Covid-19.