Escucha esta nota aquí

El líder supremo de Irán, Alí Jameneí, aseguró este martes que la política iraní no va a cambiar después de las elecciones de esta jornada en Estados Unidos porque no depende de la persona que se encuentre en la Casa Blanca.

"No importa quién gane las elecciones estadounidenses, no afectará a nuestra política hacia EE.UU.", subrayó el líder en un discurso televisado con motivo del aniversario del nacimiento del profeta Mahoma.

Jameneí indicó que, dependiendo de si gana Donald Trump o Joe Biden, pueden ocurrir "ciertos eventos" pero, añadió, que estos "no conciernen" a Irán.

"Nuestra política es calculada y clara", aseveró el líder, quien también apuntó que sea quien sea elegido se mantendrá en EE.UU. "la corrupción política".

A su juicio, el sistema político estadounidense sufre "problemas morales, políticos y éticos", así como "un declive extremo", por lo que auguró que el "imperio estadounidense" no durará mucho. Su alocución coincidió asimismo con el aniversario de la toma de la embajada estadounidense en Teherán en 1979 y de sus diplomáticos como rehenes, que derivó meses más tarde en la ruptura de relaciones por parte de Washington.

Sobre este suceso, Jameneí explicó que se trató de "algo simbólico contra la arrogancia (EE.UU.)" y que en ese momento fue un acto "bastante apropiado y sabio".