Escucha esta nota aquí

La candidata presidencial peruana Keiko Fujimori pidió hoy a los electores que acudan a votar sin miedo y pensando en el Perú, durante el desayuno que compartió con su familia antes de ir a votar en la segunda vuelta electoral.

Reunida en un restaurante en el distrito de Ate con su madre,
hermanos, esposo e hijas, Fujimori declaró que hoy "es un día muy
especial" e invocó que "vayan a votar sin miedo y pensando en el
país, es un día de fiesta".


"Hoy debe ganar el Perú", afirmó Fujimori mientras preparaba
sándwich para sus hijas frente a los medios de comunicación que la
siguen durante esta jornada.

Consultada sobre si había acudido a ver a su padre, el
encarcelado expresidente Alberto Fujimori,
la candidata dijo que
"lamentablemente en los últimos seis meses, solo lo he podido ver
dos veces",
pero que sus menores hijas son sus representantes cuando
acuden a visitarlo.

El exmandatario cumple una condena a 25 años de cárcel por
delitos de corrupción y abusos a los derechos humanos en una prisión
policial en el distrito de Ate y, según denuncias periodísticas
negadas por la candidata, sería uno de los estrategas de su campaña.

La aspirante dijo que, en cualquiera de los dos escenarios tras
la votación de hoy, "vamos a seguir trabajando, no vamos a
descansar".


En los próximos minutos, Keiko Fujimori acudirá a votar en un
colegio del distrito de La Molina, luego almorzará con su familia y
por la tarde se dirigirá a un hotel de Lima a esperar los resultados
junto a su comando de campaña.