Escucha esta nota aquí

"Yo no vivo ni deseo ser relacionada con mi padre biológico de ninguna manera". Así de rotunda se ha expresado una de las hijas de Elon Musk, que ha presentado una petición para cambiar su nombre y apellido en la Corte Superior del condado de Los Ángeles, ubicado en la localidad de Santa Mónica (Estados Unidos). La joven, que hace poco cumplió 18 años, solicitó el cambio de nombre así como un nuevo certificado de nacimiento que refleje su nueva identidad de género. Una petición que realizó el pasado mes de abril, y que ha trascendido ahora, según informó El País. 

Xavier Alexander Musk alcanzó recientemente la mayoría de edad, momento a partir del cual el Estado de California permite a una persona realizar este trámite, es por eso que, la hija del dueño de Tesla y SpaceX solicitó a la Corte que se cambie su género de masculino a femenino y que sea registrada con su nuevo nombre. 

A pesar de que ella no lo ha comunicado públicamente, pero según la web sobre la vida de los celebrities TMZ su nuevo nombre es Vivian Jenna Wilson, así que tomaría el apellido de su madre, la escritora Justin Wilson. La razón oficial que aporta en los documentos dice: “Identidad de género y el hecho de que ya no vivo ni deseo estar relacionado con mi padre biológico de ninguna manera o forma”. Sin embargo, los motivos por los que la joven quiere romper todos los lazos con su padre no han trascendido, y Musk tampoco se ha pronunciado al respecto, ni los abogados que lo representan, ni el departamento de comunicación de Tesla con respecto a esta disputa familiar.

Musk, considerado el hombre más rico del mundo (con una fortuna valorada en 219.000 millones de euros, según Forbes) es padre de siete hijos. La hija que solicita la nueva documentación, es nacida en abril de 2004, es uno de los cinco hijos que Musk tuvo con la escritora Justine Wilson, con quien estuvo casado de 2000 a 2008. Además, tiene otros dos hijos con la cantante Grimes, con la que empezó su relación en 2018 y de la que se separó el pasado mes de septiembre. Uno de los pequeños estuvo en el foco mediático cuando sus dos padres anunciaron que se llamaría X Æ A-12, un nombre que se vieron obligados a cambiar poco después porque el Estado de California no permite poner números en los nombres. 

“Quiero mucho a todos mis hijos”, tuiteó el pasado 19 de junio, Día del Padre en Estados Unidos. A pesar de sus constantes mensajes en esta red social, Musk no comparte imágenes de su vida privada ni de sus hijos, y no consta que tenga tampoco cuenta de Instagram. En muchos de los eventos sociales —como en la última gala del Met— suele ir acompañado de su madre, la modelo Maye Musk. En cambio, la relación con su padre es más bien fría y tirante. En una reciente entrevista de Errol Musk, confirmaba que no ve a su hijo desde hace seis años.


Tags

Comentarios