Escucha esta nota aquí

Epic Games la demandó, Facebook la atacó en un comunicado y ahora la prensa estadounidense le ha escrito una carta: Apple enfrenta una presión creciente por parte de las empresas presentes en su App Store, paso necesario para acceder a usuarios de smartphones y tabletas de la marca.

DCN, una organización profesional que representa a numerosos medios estadounidenses, envió una carta el jueves a Tim Cook, el jefe del grupo californiano, para preguntarle de qué forma sus miembros podrían obtener mejores condiciones.

Contractualmente, los desarrolladores pagan a las plataformas de descargas de aplicaciones -la App Store y Google Play Store, principalmente- una comisión de 30% sobre las transacciones de los usuarios.

Pero hay excepciones. El porcentaje baja a 15% el segundo año para ciertos abonados.

Los grupos de prensa se comparan con Amazon Prime Video, el servicio de streaming del gigante del comercio en línea, que solo paga un 15% de comisión por abonado a Apple.

Los miembros de DCN (entre ellos el New York Times, el Wall Street Journal, sitios web, cadenas de televisión y radios) destacan que acceden a una audiencia de más de 220 millones de visitantes únicos, casi correspondiente al "100% de la población 'online' estadounidense".

Pero "los términos únicos del mercado electrónico de Apple impactan fuertemente la capacidad de los miembros de invertir en información fiable y en entretenimiento de alta calidad", argumentan.

Epic Games, editor del ultra popular juego de video Fortnite, intentó la semana pasada instalar un sistema de pago operativo para esquivar los instalados por default.

Apple y Google inmediatamente retiraron Fortnite de sus tiendas de aplicaciones y Epic Games les demandó, acusándoles de prácticas anticompetencia.

Facebook intentó de su lado negociar con Apple para una nueva herramienta de organización de eventos en línea pagos, que busca beneficiar a pymes en dificultades. En vano.

El correo de la DCN hace referencia a lo dicho por Cook en una audiencia a los jefes de las grandes tecnológicas por parte de la Cámara de Representantes del Congreso a fines de julio.

El dirigente de Apple dijo entonces que el acuerdo con Amazon podría ser posible para otras empresas "que cumplan las condiciones".

Los medios estadounidenses quieren entonces conocer la naturaleza de esas condiciones.