Escucha esta nota aquí

La reina Sofía tenía previsto estrenarse la tarde del viernes, 2 de octubre, en la agenda oficial de Zarzuela, de la que lleva seis meses apartada, asistiendo a un concierto en la iglesia de Santo Domingo de Dalt Vila, en Ibiza, a cargo de la Escuela de Música Reina Sofía. Pero, según ha comunicado Zarzuela, el concierto ha sido cancelado "por razones sanitarias".

El último acto institucional de la madre de don Felipe se remonta al 6 de marzo, cuando participó en el tradicional besapiés al Cristo de Medinaceli, en Madrid. Una semana después se decretó el estado de alarma en el país, y Doña Sofía pasó el confinamiento en Zarzuela junto a su hermana Irene y el rey Juan Carlos. 

Las escasas veces que hemos visto desde entonces a la Reina madre ha sido en actos no oficiales de su ONG, la fundación Reina Sofía. Así, este mes de septiembre ha soltado una tortuga marina en aguas de Palma, limpiado residuos de las playas provista de una bolsa de basura en la Cala del Moral en Málaga y también ha visitado el banco de alimentos de Albacete, pero ninguno de estos actos figuraba en la agenda de Zarzuela. Tampoco su primera aparición tras el fin del confinamiento el 16 de julio para presidir una reunión de trabajo de la fundación Reina Sofía, con objeto de impulsar ayudas para los afectados por el Covid.

La Reina madre ha pasado el verano prácticamente enclaustrada en Marivent, de donde solo se la ha visto salir en dos ocasiones, de comprase en El Corte Inglés y paseando por el centro de Palma con su hermana Irene, su prima Tatiana Radziwilly y el marido de esta, el doctor Fruchaud. Ni siquiera se dejó ver públicamente con Don Felipe, Doña Letizia y sus nietas durante su estancia en la isla, a diferencia de otros veranos. Un comportamiento inusual en la Reina Madre que en su entorno atribuyen a la tristeza que le produjo la marcha a Abu Dabi de don Juan Carlos, al que se sigue refiriendo en público como "mi marido".

Cuando los ánimos se estaban serenando en la Familia Real y todo parecía volver a la normalidad, el rebrote de coronavirus ha vuelto a frustrar el regreso de la madre de don Felipe a la vida oficial. (El Mundo.es)