Escucha esta nota aquí

Los temores se han confirmado: La vacuna de BioNTech/Pfizer también es dos tercios menos eficaz contra la mutación sudafricana del coronavirus. No obstante, la vacuna sigue siendo capaz de neutralizar al patógeno, según un estudio, publicado en el "New England Journal of Medicine".

La variante altamente contagiosa, conocida entre los expertos como B1.351 o 501Y.V2, se ha detectado hasta ahora en más de 30 países, entre ellos Alemania.

A principios de febrero, Sudáfrica había suspendido temporalmente la vacunación prevista con la vacuna de AstraZeneca porque, según otro estudio, ese preparado solo protege un 20 por ciento contra la variante sudafricana del coronavirus.

Un segundo estudio causó desilusión

En enero, BioNTech/Pfizer había presentado un estudio en el que el número de anticuerpos solo había disminuido ligeramente, por lo que las empresas farmacéuticas habían asumido que sus vacunas también eran eficaces contra las nuevas mutaciones.

Para el nuevo estudio, los investigadores de BioNTech/Pfizer colaboraron con la Universidad de Texas (UTMB) para diseñar un virus modificado que coincide con la variante sudafricana. En el laboratorio, descubrieron que solo un tercio de los anticuerpos neutralizantes se formaban en la sangre de los individuos vacunados.

Hasta ahora no hay estudios clínicos con pacientes, pero el coautor del estudio, el profesor Pei-Yong Shi, de la Universidad de Texas, supone que incluso un tercio de los anticuerpos es suficiente para, al menos, evitar la progresión grave de la enfermedad.

Hay que actualizar las vacunas

Aunque la eficacia disminuya, las vacunas existentes pueden seguir utilizándose, ya que, hasta ahora, ni siquiera la variante sudafricana puede superar la protección de la vacuna.

Sin embargo, ante la rápida propagación de las mutaciones agresivas, los fabricantes de vacunas ya están desarrollando una vacuna de ARNm actualizada. Eso también han anunciado AstraZeneca, GSK y CureVac.

Según el fundador de BioNTech, Uğur Şahin, el desarrollo de esta actualización o refuerzo solo llevará unas semanas, pero las pruebas, la aprobación, la fabricación, la distribución y la vacunación tardarán meses.

Comentarios