Escucha esta nota aquí

Los bebedores se apresuraron hoy a formar largas filas frente a las tiendas de bebidas alcohólicas en India, autorizadas a reabrir después de 40 días de prohibición, con la entrada en vigor de una flexibilización del confinamiento. 

Los puestos de venta de alcohol en el inmenso país de 1.300 millones de habitantes estaban cerrados desde finales de marzo debido a las restricciones impuestas por la pandemia del coronavirus.

"Vivimos en soledad desde hace un mes. El alcohol nos dará energía para mantener la distancia social", asegura Asit Banerjee, de 55 años, en la cola de una tienda de Calcuta (noreste).

Pero a pesar de las marcas de cal en el suelo para hacer respetar la distancia, se vieron multitudes de clientes frente a muchas tiendas y largas filas de consumidores con máscaras, por lo que la policía debió cerrar algunas.

"Una de las tiendas abrió en la mañana, pero hubo enfrentamientos porque se reunió una gran multitud. Entonces la policía ordenó cerrarla de nuevo", indicó un responsable policial de Ghaziabad, ciudad de las afueras de Nueva Delhi. 

Residente de Nueva Delhi, Sagar fue a una tienda a las 07:30. "Había unas 20-25 personas temprano y estuvo abierta unas dos horas. A la gente se le permitió entrar en grupos de cinco", explicó el joven de 25 años, quien salió con vino.

El gobierno prorrogó por dos semanas a partir hoy el confinamiento instaurado el 25 de marzo, pero flexibilizándolo. Aunque las escuelas, centros comerciales y restaurantes siguen cerrados, la mayoría de negocios pueden abrir.

Los funcionarios locales presionaban al gobierno central para que volviera a autorizar la venta de alcohol, muy gravada en India y una importante fuente de ingresos para los Estados.

India registra 1.373 muertos de coronavirus en 42.533 casos, según el último balance del lunes, aunque los expertos consideran que los datos estan subevaluados.