Escucha esta nota aquí

La recuperación de Panamá, que afronta "los peores problemas de su historia" a causa del COVID-19, dependerá del "control de la pandemia" este 2021 mediante la "autodisciplina" de la población y el plan de vacunación que comenzará "en el transcurso de los próximos 90 días", afirmó este sábado (02.01.2021) el presidente Laurentino Cortizo.

Panamá, un país de 4,2 millones de habitantes, recibió este 2021 en una nueva cuarentena ante el alza descontrolada de casos de COVID-19 atribuida por las autoridades al "desorden" de una parte de la ciudadanía y a la reapertura económica desde octubre, que está llevando al límite al sistema sanitario.

"Hablar de recuperación económica sostenida con la conducta actual de algunos panameños no es realista", dijo Cortizo en un discurso en el hemiciclo de la Asamblea Nacional, donde solo estaban pocas representaciones de las bancadas legislativas en atención a las medidas de bioseguridad por la pandemia, mientras que el resto siguió el evento de forma virtual.

La paralización de la economía no esencial entre marzo y octubre pasado derrumbó el producto interno bruto (PIB) en 20,4 por ciento hasta septiembre, e hizo ascender -hasta octubre pasado- el desempleo y la informalidad hasta 18,5 por ciento -la tasa más alta en 20 años- y el 52,8 por ciento, respectivamente.

La conducta "de cada uno de nosotros escribirá la página en blanco de 2021", sostuvo Cortizo, que sin embargo citó previsiones de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) según los cuales Panamá registrará este año un alza del 5,5 por ciento, la segunda tasa más alta de la región sólo superada por Perú.

"La fuerza de la recuperación económica está muy vinculada al control de la pandemia y a la vacunación", declaró Cortizo, que agregó que "en el transcurso de 90 días iniciaremos ordenadamente el proceso" de inoculación en el país. El presidente precisó que se han destinado 56 millones de dólares para la compra de 5,5 millones de dosis de vacunas, y que Panamá está "preparada" para recibirlas y aplicarlas a la población. Según los datos oficiales, en el primer trimestre de este año llegarán a Panamá las primeras dosis de la vacuna Pfizer, de la que se adquirirán en total 3 millones de porciones.

Cortizo anunció que -a partir del 1 de febrero- un bono especial, que se entrega a una parte de la población más afectada por la profunda crisis económica, se elevará de los actuales 100 dólares mensuales a 120 dólares. Sin embargo, sectores sindicales y políticos sostienen que la ayuda monetaria es insuficiente y exigen que sea de entre 350 y 500 dólares al mes.

El analista Ernesto Cedeño opinó que el discurso del presidente fue "decepcionante", porque, entre otros, no aclaró el "poco transparente" trámite para la compra de las vacunas. Por su parte, el excandidato presidencial y líder del partido Cambio Democrático (CD), Rómulo Roux, criticó que Cortizo no admitiera "el mal manejo de la pandemia" como un primer paso para enmendar.

ama (efe, la prensa, crítica, el siglo, Panamá América)

Comentarios