Escucha esta nota aquí

El expresidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva fue diagnosticado con Covid-19 al llegar a Cuba en diciembre y estuvo en cuarentena en la isla, de donde regresó ya curado el miércoles, reveló este jueves el Instituto Lula.

El exmandatario de izquierda (2003-2010), de 75 años, había viajado a La Habana el 21 de diciembre para participar en un documental sobre América Latina dirigido por el cineasta estadounidense Oliver Stone. Pero el diagnóstico del nuevo coronavirus, que recibió el día 26, obligó a posponer las grabaciones, precisó la entidad que promueve sus actividades.

Ocho de los nueve miembros de la comitiva brasileña, incluyendo su esposa Janja, recibieron el mismo diagnóstico, pero solo uno de ellos, el escritor Fernando Morais, requirió internación hospitalaria.

Los análisis epidemiológicos mostraron que todos eran "casos importados" de la nueva neumonía, agrega, precisando que el expresidente decidió mantener la información reservada hasta regresar a Brasil "para preservar a sus familiares y a los de los otros infectados".

Exceptuando el hospitalizado Morais, todos "permanecieron en aislamiento bajo vigilancia sanitaria, respetando los protocolos del sistema de salud cubano", señala la nota.

Durante su periodo infeccioso, la tomografía computarizada de Lula le detectó "lesiones pulmonares compatibles con una bronconeumonía asociada al Covid-19, presentando una excelente recuperación".

Al final del viaje, ya libre del virus, Lula fue recibido el martes por el líder del Partido Comunista de Cuba, Raúl Castro, junto al presidente Miguel Díaz-Canel, en un encuentro del que dieron parte los medios.

Lula agradeció la atención recibida en la isla, se dijo dispuesto a vacunarse apenas sea posible y criticó la actitud escéptica del presidente brasileño de ultraderecha, Jair Bolsonaro, sobre la gravedad de la pandemia y la eficacia de las vacunas.

Elogió al sistema público de salud cubano y afirmó: "Quiero saludar a todos los profesionales de la salud que se esfuerzan por hacer lo mismo en Brasil, a pesar de la irresponsabilidad del presidente de la República y del ministro de Salud".

Brasil, con 212 millones de habitantes, es el segundo país con más muertos por la pandemia, con un balance de casi 213.000 óbitos hasta el miércoles y un promedio de 1.001 decesos por millón de habitantes.

Cuba contabiliza hasta la fecha 184 muertos, con un promedio de 16 decesos por millón de habitantes, según datos oficiales de cada país recogidos diariamente por la AFP. La isla tiene una población de 11,2 millones de habitantes.

Comentarios