Escucha esta nota aquí

Un millar de personas se manifestaron el sábado en el centro de Roma para protestar contra la obligación de vacunar a los niños en edad escolar o de llevar mascarilla en plena pandemia de coronavirus.

"No a la obligación de vacunar, sí a la libertad de elección", "No a las mascarillas en las escuelas, no al distanciamiento", "La libertad personal es inviolable" y "Viva la libertad" eran algunas de las consignas en pancartas. La mayoría de los asistentes no llevaba mascarilla, comprobó la AFP.

Uno de ellos llevaba una foto del papa Francisco con la palabra Satán escrita encima, así como las cifras 666, consideradas símbolo del diablo.

El jefe del gobierno italiano, Giuseppe Conte, había expresado su postura días atrás ante esta reunión de complotistas y militantes antivacunas: "más de 274.000 enfermos y 35.000 muertos (por el coronavirus). Punto final".

Conte manifestó su esperanza de que el otoño no conlleve un nuevo confinamiento general, sino tan solo "intervenciones puntuales" donde sea necesario.