Escucha esta nota aquí

Militantes de la oposición rusa afirmaron que fueron atacados el martes por un desconocido que lanzó en sus oficinas en Siberia una botella con un "producto químico", lo que obligó a transferir al hospital a dos personas.

Según Olga Gousseva, militante del Fondo de Lucha contra la Corrupción (FBK) del opositor Alexéi Navalni, el ataque se produjo en los locales de la coalición "Novosibirsk 2020", en la ciudad siberiana del mismo nombre. 

Dicha formación política hace campaña contra el partido en el poder y los comunistas de cara a las elecciones regionales del 13 de septiembre.

"La sede de la Coalición Novosibirsk 2020 acaba de ser atacada: un desconocido irrumpió en la oficina y lanzó una botella llena de un producto químico desconocido. Estábamos celebrando una reunión en la oficina, con unas 50 personas", escribió en Twitter.

Según la mujer, los locales se llenaron rápidamente "de un olor muy picante e insoportable".

El director del FBK, Ivan Jdanov, precisó por su lado en Twitter que dos personas fueron llevadas al hospital para ser examinadas. 

El opositor publicó imágenes de video vigilancia que mostraban a un hombre con abrigo y capucha y una máscara medicinal que le cubría el rostro, y que lanzó la botella en los locales para luego salir corriendo.

El ataque se produjo tras el envenenamiento en agosto de Navalni,  principal opositor ruso, mediante un agente neurotóxico del tipo Novichok, según los médicos alemanes en el hospital donde está internado, en Berlín.