Escucha esta nota aquí

Los ministros de Agricultura de la Unión Europea (UE) acordaron este lunes mejorar la protección de las colmenas de abejas frente a los pesticidas, debido al declive de estos insectos cruciales para la polinización.

Los pesticidas solo pueden autorizarse en la UE si "una evaluación completa de los riesgos" demuestra la ausencia de nocividad para la salud de las personas y de efectos "inaceptables" para el medio ambiente, pero desde 2002 no han cambiado los criterios para analizar el impacto en las abejas, según La Comisión Europea.

A petición del Ejecutivo europeo en 2019, la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) ha definido varios escenarios para fijar "objetivos específicos" para la protección de las abejas melíferas a la hora de evaluar los pesticidas.

Los ministros reunidos en Luxemburgo estimaron "suficiente" fijar un umbral de reducción "aceptable" en el tamaño de las colmenas de abejas, según un comunicado.

Inicialmente los Estados estaban muy divididos sobre el nivel de este umbral, pero al final acordaron una "reducción máxima" del 10% en el tamaño de las colmenas de abejas en toda la UE.

Si bajan más se consideraría crítico. Varios países piden que se reduzca aún más este tope. 

Según la ONU, citada por el Consejo Europeo, las abejas polinizan 71 de las 100 especies cultivadas que proporcionan el 90% de los alimentos del mundo. 

Pero en los últimos años se ha desplomado el número de poblaciones de insectos polinizadores, muy vulnerables a los pesticidas, y esto amenaza la producción agrícola.

Comentarios