Escucha esta nota aquí

El Comité Especial de Descolonización de las Naciones Unidas (C-24) adoptó este jueves por consenso una nueva resolución que reitera, como todos los años desde 1983, el llamado al Reino Unido y la Argentina a retomar las negociaciones para encontrar, a la mayor brevedad posible, una solución pacífica y definitiva a la controversia de soberanía sobre las Islas Malvinas, Georgias del Sur, Sándwich del Sur y los espacios marítimos circundantes, según informe oficial de la Cancillería argentina.

Además, de reiterar su firme apoyo a la misión de buenos oficios del Secretario General de la ONU, António Guterres.

“El gobierno argentino mantiene permanentemente la misma voluntad de continuar con las negociaciones de soberanía con el Reino Unido. Sin embargo, desde hace casi cuatro décadas el Reino Unido se rehúsa a reanudar las negociaciones con la Argentina para encontrar una solución pacífica de la controversia bilateral de soberanía de conformidad con lo establecido por la Asamblea General”, afirmó el canciller Felipe Solá durante su extenso discurso en la sesión plenaria del Comité y en su primera visita a las Naciones Unidas.

Acompañado por el jefe de Gabinete, Guillermo Justo Chaves; el secretario de Malvinas, Antártida y Atlántico Sur, Daniel Filmus, y la Representante Permanente de Argentina ante las Naciones Unidas, María del Carmen Squeff, Solá asistió al evento que se realizó en Nueva York, sede de la ONU.

En su intervención, el canciller argentino denunció que el Reino Unido alega que no habrá negociaciones de soberanía a menos que los habitantes de las Islas así lo consientan y con esto pretende desconocer lo establecido por la Asamblea General amparándose en el supuesto derecho a la libre determinación de los habitantes de las Islas Malvinas.

"Este razonamiento no tiene sustento en el derecho internacional y no es más que una excusa para preservar su presencia colonial en el Atlántico Sur”, agregó.

El jefe de la diplomacia argentina agradeció a Chile, que además presentó la resolución de apoyo, Bolivia, Cuba, Ecuador, Nicaragua, Venezuela y a todos los países que se pronunciaron durante la presente sesión y a quienes suman su voz en múltiples foros regionales y multilaterales al llamado de la comunidad internacional para resolver esta controversia.


Comentarios