Escucha esta nota aquí

Polonia impondrá el cierre de la vida pública, incluidos los comercios dichos no esenciales, desde el 28 de diciembre y hasta el 17 de enero para tratar de contener la pandemia del Covid-19, anunció su ministro de Sanidad, Adam Niedzielski, el jueves (17.12.2020).

El cierre afectará al conjunto de la actividad comercial, con excepción de los supermercados y otras tiendas de productos considerados esenciales, entre esos días y durante unas tres semanas, previsiblemente.

La actividad turística queda prohibida, así como las pernoctaciones hoteleras, se cerrarán las estaciones de esquí y se impondrá una cuarentena de 10 días a los viajeros que entren en el país en esas semanas.

A esas medidas se sumará un toque de queda general para la noche de fin de año, desde las 19:00 del día 31 hasta las 18:00 del primero de enero de 2021.

En las últimas 24 horas, las autoritarias sanitarias polacas confirmaron 11.953 nuevos casos de Covid-19 y un total de 431 víctimas mortales.

Con ello, el número de contagios desde el inicio de la pandemia en ese país, con 38 millones de habitantes, es de 1.171.854, con 24.345 fallecidos.

Polonia estuvo entre los países europeos menos castigados por el coronavirus en la primera oleada de la pandemia, entre marzo y abril. Sin embargo, a principios de septiembre empezó a registrarse una evolución ascendente continuada, hasta dispararse las cifras de contagios a partir de mediados de noviembre. (efe)

Comentarios