Escucha esta nota aquí

Portugal registró entre enero y septiembre casi 10 millones de turistas extranjeros menos que en igual periodo del año pasado a causa de la crisis sanitaria del Covid-19, lo que significa una caída del 73,8%, reveló este lunes el Instituto Nacional de Estadísticas (INE).

En total, el sector portugués de la hostelería recibió a 8,7 millones de personas durante nueve meses, equivalente a un 59,3% menos en el número de huéspedes, y por lo tanto un colapso en su facturación del 64,5%, que significa 1.230 millones de euros (unos 1.450 millones de dólares). 

En este contexto, el número de turistas extranjeros se redujo a solo 3,4 millones, contra 13 millones entre enero y septiembre de 2019. 

El mercado interior se comportó mejor, cayendo en 36,9%, a unos 5,3 millones de huéspedes.

En lo que concierne los turistas extranjeros, "los principales mercados (turísticos) también registraron caídas significativas, por encima del 60%", subrayó el INE portugués.

Portugal, cuya mayor fuente de turistas es Gran Bretaña, no obstante, se benefició entre fines de agosto y mediados de septiembre de un levantamiento temporal de las restricciones a los viajes impuestas en el Reino Unido. 

Entre abril y julio, el número de noches contratadas por huéspedes procedentes del Reino Unido cayó en más del 90%, después este descenso interanual se redujo al 79,9% en agosto y al 70,7% en septiembre. 

El turismo es el principal sector de ingresos de Portugal, representando el 8,7% del PIB del país. 

En 2019, en su conjunto, solamente el mercado británico había generado 3.300 millones de euros (unos 3.900 millones de dólares) en ingresos, por delante del mercado francés con 2.600 millones de euros (unos 3.070 millones de dólares).