Escucha esta nota aquí

El presidente ruso, Vladimir Putin, denunció este miércoles a los gigantes de internet que según él "ya compiten de facto con los Estados", en una intervención por videoconferencia en el foro de Davos. 

"¿Dónde está la línea que separa el éxito de una empresa mundial que presta servicios populares (...) y los intentos de controlar brutalmente a la sociedad a su antojo?", se preguntó Putin, dando a entender que esa línea se había cruzado y que se habían violado "los derechos humanos fundamentales".

"Todo esto lo acabamos de ver en Estados Unidos", añadió el presidente ruso, en referencia al bloqueo de la cuenta de Twitter del ex presidente estadounidense Donald Trump tras el asalto de algunos de sus partidarios al Capitolio el pasado 6 de enero. 

En Rusia, donde a diferencia de los medios de comunicación tradicionales internet sigue siendo relativamente libre, muchos jóvenes se informan cada vez más en plataformas como YouTube. 

Los videos de estrellas de la web como Yuri Dud, conocido por sus impactantes documentales, o del opositor Alexéi Navalni, han conseguido decenas de millones de vistas.

Como respuesta, las autoridades han comenzado en los últimos años a controlar más el internet ruso en nombre de la lucha contra el extremismo, el terrorismo y la protección de los menores. 

La semana pasada la autoridad de telecomunicaciones rusa Roskomnadzor reaccionó a la oleada de contenidos pro-Navalni amenazando con multar a las redes sociales.

El miércoles, el director general de TikTok en Rusia fue invitado a la Duma (Cámara Baja del Parlamento ruso) antes de una reunión de la comisión de investigación sobre la injerencia extranjera. 

La diplomacia rusa denunció por su parte el lunes la "injerencia" en los asuntos internos rusos de los gigantes estadounidenses de internet tras las manifestaciones de la oposición que reunieron el sábado a decenas de miles de personas en toda Rusia.


Comentarios