Escucha esta nota aquí

El presidente de Rusia, Vladimir Putin, afirmó este jueves que intervino personalmente a fines de agosto para permitir la evacuación del opositor Alexéi Navalni a Alemania para ser tratado tras su envenenamiento.

"Tan pronto como la esposa de este ciudadano se dirigió a mí, inmediatamente ordené al fiscal verificar si era posible que saliera del país para recibir tratamiento", dijo Putin, en videoconferencia durante un foro de debate en Moscú.

Según Putin, Navalni, de 44 años, podría no haber sido autorizado a abandonar el país debido a "restricciones relacionadas con asuntos judiciales" en curso contra él en Rusia".

"Inmediatamente pedí al fiscal general autorizar (esa salida). Y se fue", agregó el presidente ruso.

A finales de agosto, el principal opositor ruso sufrió un grave malestar durante un vuelo a Siberia. Después de dos días de hospitalización, se le permitió recibir tratamiento de urgencia en Alemania, presionado por sus familiares.

Según tres laboratorios europeos, cuyas conclusiones fueron confirmadas por la Organización para la Prohibición de Armas Químicas (OIAC), Navalni fue envenenado por un agente neurotóxico del grupo Novichok, una sustancia creada por especialistas soviéticos con fines militares.

El opositor, que aún convalece en Alemania, acusó directamente a Putin de estar detrás del envenenamiento, lo que refuta Moscú considerando ese señalamiento "inaceptable.

Este caso ha tensado aún más las relaciones entre Rusia y Occidente. La semana pasada, la Unión Europea sancionó a seis altos funcionarios rusos en relación, según Bruselas, con este asunto.