Escucha esta nota aquí

La economía de Estados Unidos sumó solamente 266.000 empleos en abril y la tasa de desempleo subió levemente (0,1 puntos), según los datos publicados este viernes por el Gobierno, que decepcionaron las expectativas del mercado de una masiva ola de contrataciones a medida que la pandemia del covid languidece en el país.

Los analistas habían pronosticado en promedio un millón de nuevos empleos, gracias a la recuperación económica a medida que avanza el programa de vacunación contra el covid-19 en Estados Unidos.

Pese a que los datos mostraron contrataciones en el sector del ocio y los bares y restaurantes, cuyos trabajadores fueron los primeros en ser despedidos cuando la pandemia obligó a cerrar los locales, estos nuevos puestos no compensaron las pérdidas de empleos de mensajería y entre los trabajadores temporales.

"Esto es algo en lo que nos equivocamos y que cambia cómo proyectamos la recuperación", indicó el profesor de economía de la Universidad de Michigan, Justin Wolfers, en una publicación en Twitter.

La tasa de desempleo se situó en 6,1% frente un nivel del 6% en marzo, pese a que los analistas proyectaban una caída al 5,8%.

"La locomotora del mercado laboral se desaceleró en abril con una cifra decepcionante de 266.000 empleos creados", indicó la consultora Oxford Economics. Sus economistas destacaron las pérdidas de 11.000 empleos en el sector de mensajería.

Miedo al covid 

El informe de abril representa un inesperado retroceso para el gobierno de Joe Biden, que logró la aprobación en el Congreso de un masivo plan de estímulo por 1,9 billones de dólares y apuesta a una recuperación gracias a las vacunas que permiten reabrir la economía.

Este paquete incluyó transferencias directas a las familias y una extensión de los subsidios por desempleo, que según algunos expertos podrían disuadir a algunos trabajadores de buscar ocuparse mientras persiste el miedo al coronavirus.

"Es posible que el miedo al covid pueda estar marginando a algunas personas del mercado laboral, pero eso debería disiparse con el tiempo", indicaron los economistas de Pantheon Macro. Esta consultora considera que la demanda de empleo subirá en los próximos meses con la continua reapertura.

"Los datos de un mes no prueban nada, las nóminas podrían repuntar masivamente en mayo", indicó.

La tesis de que el país se encamina a registrar una fuerte creación de empleo de cara al verano boreal, mostró así que no sigue un camino lineal, y el Departamento de Trabajo indicó que había revisado los datos de marzo a la baja.

Según las cifras oficiales, en marzo se crearon 770.000 empleos, 146.000 menos de lo reportado en un comienzo, pero las cifras de febrero fueron revisadas al alza.

El golpe de la pandemia hizo que la tasa de desempleo en Estados Unidos pasara en dos meses de un mínimo en 50 años en febrero del año pasado, cuando era de 3,5%, a un máximo desde la Gran Depresión de los años 30 cuando llegó a 14,8% en abril.

Según las últimas previsiones de la Reserva Federal (Fed) publicadas en marzo, la tasa de desempleo debería ceder hacia finales de año y estacionarse en un nivel de 4,5%.


Comentarios