Escucha esta nota aquí

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, volvió a animar este jueves a sus seguidores a votar dos veces en las elecciones de noviembre para asegurarse de que el sufragio sea contado.

Trump dijo que los ciudadanos deberían primero votar por correo, si esa opción es admitida en su estado, y luego el día de la elección concurrir a la mesa de votación para asegurarse de que su voto llegó y, de no ser así, votar nuevamente.

"Ahora se aseguran de que su preciado voto ha sido contado", dijo en Twitter.

Votar dos veces intencionalmente es ilegal. 

Facebook y Twitter, que están bajo una presión creciente para no esparcir desinformación antes de las elecciones, colocaron etiquetas de advertencia en las publicaciones del presidente sobre el asunto.

"Colocamos un aviso de interés público en dos tuits en este hilo por violar nuestra Política de Integridad Cívica, específicamente para alentar a las personas a votar dos veces", dijo Twitter.

Sin embargo, la portavoz de la Casa Blanca, Kayleigh McEnany, dijo que Trump había sido sacado de contexto y solo quería que los votantes verificaran que se había registrado su primer voto. "No aprueba el voto ilegal", dijo.

Independientemente de lo que haya querido decir Trump, los tuits fueron su último golpe a la credibilidad de la votación por correo, que se está expandiendo rápidamente en todo el país en respuesta a los temores de contagio de Covid-19 en los colegios electorales. 

Pese a los incesantes cuestionamientos de Trump al voto epistolar, esa práctica ya está muy extendida y se usa sin mayores problemas en Estados Unidos.

El propio Trump utiliza esa opción para votar en el estado de Florida, dado que reside en la Casa Blanca.

El mandatario dice que el aumento del voto por correo puede dar lugar a la manipulación de los resultados, pero expertos electorales dicen que no hay pruebas de peligros significativos al respecto.

Según encuestas, los demócratas son mucho más proclives a votar por correo que los republicanos.

Ilegal 

Trump ya había lanzado el miércoles la idea de votar dos veces en Carolina del Norte.

"Si recibe hojas de votación no solicitadas, envíelas y luego acuda (a la mesa electoral). Asegúrense de que se cuente. Y si no figura, usted vote", dijo. 

La idea del presidente hizo que las autoridades electorales de Carolina de Norte, un feudo que el demócrata Joe Biden quiere arrebatarle a Trump, aclararan que "es ilegal votar dos veces en una elección".

"Pedirle a alguien que haga esto, también es una violación a la ley de Carolina del Norte", dijo Karen Brinson, directora de la autoridad electoral de ese estado.

Según las encuestas, Biden se encamina a derrotar a Trump.
Pero expertos advierten que Estados Unidos está expuesto a mucha incertidumbre de cara a la votación del 3 de noviembre debido a circunstancias inusuales.

Con una cantidad de votos epistolares mayor a la habitual, son pocos los expertos que esperan que el resultado se conozca esa misma noche.

Trump ha rehusado varias veces decir si aceptará los resultados en caso de derrota.