Escucha esta nota aquí

Uno de los ejes principales de discusión en muchos países democráticos es la regulación de los medios de comunicación y, principalmente, de las redes sociales durante las etapas electorales. Andrew Puddephatt, experto en políticas públicas de la Unesco, asegura que previamente las autoridades electorales de los Estados deben garantizar procesos electorales transparentes e imparciales.

“Las autoridades electorales son responsables, primero, de garantizar que las elecciones sean libres e imparciales, además de establecer un proceso electoral capaz de ser considerado legítimo por sus participantes”, establece el experto en su texto de análisis “Redes sociales y elecciones” de la oficina de la Unesco, y afirma que un proceso de regulación de redes sociales es difícil, dado el mecanismo de difusión y anonimato.

Al igual que en Bolivia, en muchos países que atraviesan elecciones se han manifestado voces en lo que refiere a la libertad de expresión, información y el desenvolvimiento de las redes sociales como nuevos mecanismos “noticiosos” en momentos electorales.

Recientemente, la Unesco se ha centrado en la responsabilidad de los gobiernos de proteger la seguridad de los periodistas y de los medios de comunicación. Las consecuencias generadas para muchos Estados a partir de la intención de regular los medios y las redes sociales, son imprevistas y negativas. /ANF

Comentarios