Escucha esta nota aquí

Las empresas que se instalen en el Parque Industrial Latinoamericano de Warnes no pagarán impuestos municipales durante los primeros diez años. Ya era hora de que alguien se atreviera a ofrecer incentivos para dinamizar la economía desde el sector privado, en un país donde es casi un pecado ser empresario. Tal vez diez años de exención sea excesivo, pero la idea es acertada. En muchos aspectos, nuestra normativa asfixia a los emprendedores formales y es contemplativa con informales, evasores y contrabandistas.

Se está volviendo a repetirque Evo Morales no va a debatir con ninguno de los candidatos, favor no insista. ¿Pero hace falta decirlo? ¿Ha debatido alguna vez con alguien? La muletilla de “Evo debate con el pueblo”, tras haber sido explotada en las últimas tres elecciones, ahora ya resulta obsoleta. No había ni Facebook cuando se la inventó. Seguro que sus asesores de campaña pueden pergeñar algo un poco más millennial.

Los paceños recibieron una nueva flota de buses para su ciudad. Se trata de los ChikiTitis, vehículos para 25 pasajeros, diseñados para circular por las angostas y empinadas calles paceñas, por aquellas donde no llegan los PumaKatari. Acá nosotros tenemos los Tiluchis del segundo anillo. El otro día dejé pasar dos trufis –porque no avalo el uso de estos vehículos tan incómodos– esperando que pase mi confiable Tiluchi. Al final vino, pero, como circulaba por el carril izquierdo, pasó de largo dejándome con la mano extendida. Ahí nomás me emplumé y me trepé en el siguiente trufi. Tuve suerte: me toco cómodamente sentado en la tercera fila. La segunda fila está diseñada para dos pasajeros, pero el chofer pidió que se corrieran para sentar a un tercero, un señor corpulento que tuvo que viajar con una nalga al aire. Nos hacen falta unos ChikiTitis o Tiluchis disciplinados.

Tags

Comentarios