Edición Impresa

cara a cara

Juan Carlos Rocha Chavarría 13/10/2019 03:00

Escucha esta nota aquí

El mes número 10 deja huellas. Es octubre y nunca pasa inadvertido, ni aquí ni en otras partes del mundo. China nació como República Popular con Mao Zedong en la plaza Tiananmen en octubre de 1949. 

En octubre de 1968 se produjo la masacre de más de 400 estudiantes en la plaza de Tlatelolco, México; eran jóvenes que protestaban contra el orden mundial y el gobierno de aquel país. En octubre de 1990 se produce la reunificación de la Alemania del Este y del Oeste tras 45 años de guerra fría.

En octubre de 1917 se produce la revolución rusa que daría origen a la ahora extinta Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas. El 12 de octubre de 1492 Cristóbal Colón llegaba a América, lo que no es poca cosa.

En Bolivia octubre no es menos histórico. El 31 de octubre de 1952 se dictaba el decreto de nacionalización de las minas con Víctor Paz. En octubre de 1967 muere en La Higuera el Che Guevara, y las FFAA se anotan así su única victoria conocida en toda la era republicana (todas las demás guerras las perdieron). 

El 10 de octubre de 1982 retorna la democracia a Bolivia tras un ciclo de dictaduras militares, y es Hernán Siles Zuazo el primer presidente de esa era hasta ahora ininterrumpida. Octubre de 2003 es conocido como “octubre negro” por los enfrentamientos y hechos de violencia en La Paz que aquel año terminaron con la huida del entonces presidente Gonzalo Sánchez de Lozada en helicóptero desde la residencia presidencial al aeropuerto de El Alto, de allí en avión a Santa Cruz y la última etapa de allí a EEUU. 

El 20 de octubre de 2019 hay elecciones generales. Cuidado con octubre. Pasan cosas.