Edición Impresa

cara a cara

Pedro Rivero Jordán 2/9/2020 05:00

Escucha esta nota aquí

_Con los tajibos en flor y sus coloridos matices, empezó el mes de Santa Cruz en tiempo de pandemia que desaceleró considerablemente el pulso de la región más dinámica y productiva del país. 

Un pulso que, poco a poco, tiende a normalizarse al levantarse gradualmente las medidas restrictivas que responden a la emergencia sanitaria. Septiembre será un mes atípico para los cruceños sin ‘regalos’ y con recortes presupuestarios por la crisis económica galopante. 

Un mes sin la Expocruz 2020, principal vitrina de la pujanza y del desarrollo regional, postergada hasta una próxima edición para prevenir los efectos de la infección global del Covid-19. 

No obstante, la difícil y compleja coyuntura implica un enorme reto, en todo sentido, que la optimista gente de estas llanuras encara con su entusiasmo inagotable y espíritu indomable. ¡Arriba cruceños, sigamos haciendo historia!

_Casi al mismo tiempo en que era aprehendido el expresidente del Tribunal de Justicia de Santa Cruz por su presunta implicancia en un negociado de cargos en notarías por los que se pedía entre $us 3.000 y 5.000, concluyó un Encuentro Nacional de Justicia y que entre sus conclusiones figura la demanda de independencia de injerencias internas y externas, además de un mayor presupuesto para su mejor desempeño. 

Destacable la iniciativa. Aunque aquejada por graves achaques, la justicia boliviana demanda una cirugía mayor para un profundo cambio estructural. Para que verdaderamente cumpla un servicio a la sociedad desamparada por la deficiente administración judicial en el país.