Edición Impresa

cara a cara

Pedro Rivero Jordán 4/11/2020 05:00

Escucha esta nota aquí

_Con la tensión en ascenso en las ciudades del eje troncal del país, especialmente en Santa Cruz y Cochabamba, no es de lo mejor el clima previo a la posesión del nuevo Gobierno este domingo 8. 

Las demandas por supuestas anomalías en el proceso electoral del 18-0 y la modificación a última hora de los 2/3 en la Asamblea Legislativa, son la piedra de toque del descontento canalizado por movimientos cívicos y organizaciones sociales. 

La tranquilidad es un bien mayor arrebatado, por diversas circunstancias, a los bolivianos hace tiempo. Es de esperar que sea restablecido al iniciarse un nuevo ciclo político en el país. Es necesario que así sea para encarar de mejor manera las embestidas de una de las peores crisis de los últimos tiempos.

_Los bomberos, incluyendo los voluntarios, tuvieron en los últimos días una sacrificada y riesgosa tarea combatiendo incendios de magnitud durante 24 horas ininterrumpidas, sin pegar ojo, según el testimonio de uno de los capitanes de esas unidades. 

El siniestro de mayor magnitud y riesgo fue el producido en el Parque Industrial donde ardieron unos depósitos de YPFB con material de fácil y tóxica combustión. Uno de los hidrantes cercanos no estaba habilitado y el reabastecimiento de agua se tuvo que hacer en otro lugar con pérdida de tiempo valioso, según se supo. 

La ciudad más grande y más densamente poblada de Bolivia requiere con urgencia un cuerpo de bomberos bien equipado y con todo el apoyo logístico para cumplir su función eficazmente protegiendo la vida y los bienes de la comunidad.