Opinión

Cara a cara

Escucha esta nota aquí

Es preocupante el nomeimportismo de muchos irresponsables sueltos en las calles. Sin barbijo, sin el cumplimiento del distanciamiento social y ni hablar del aseo personal. Desagradable y condenable actitud en pleno rebrote pandémico, poniendo en riesgo su salud, la de su familia y la del conjunto de la sociedad. A pesar de las recomendaciones de las autoridades y sin tener piedad con el personal médico y auxiliar que desde hace casi un año desarrolla sin descanso una loable práctica profesional salvando vidas, estos especímenes se campean como si nada ocurriera en el mundo. Esta ignorancia es más que atrevida. Desde el lunes anterior, Santa Cruz ha presentado un crecimiento de casos más que preocupante a causa de esta deleznable actitud. El lunes 7 se registraron oficialmente 55 contagios, el martes 96, el miércoles 141, el jueves 161 y el viernes 186. Alarmante situación que se frena solamente con la responsabilidad y la toma de conciencia de todos.

En los próximos días el foco estará puesto en las vacunas anticovid, su costo, su acceso, su distribución y su aplicación. Ayer se conoció una curiosa iniciativa. En esta carrera contra el tiempo y en el marco de un escenario de millonarias cifras, se conoció que la británica AstraZeneca comenzará a reclutar personas mayores de 18 años para realizar ensayos clínicos combinando su producto con la vacuna rusa Sputnik V. En busca de aumentar una respuesta inmunitaria y proteger aún más del virus que causa el Covid-19. La ciencia derriba, en este caso, competencias desleales y se une por el bien común, un ejemplo.

Comentarios