Opinión

... cara a cara

El Deber logo
4 de agosto de 2017, 4:00 AM
4 de agosto de 2017, 4:00 AM

Una de las víctimas del atraco frustrado a Eurochronos ha manifestado en su declaración oficial a una fiscal, que consta en el cuaderno de investigaciones del caso, que necesita justicia al haber sentido que alguien le disparó, en vez de ayudarlo, cuando estaba como rehén de los asaltantes. La versión del testigo y víctima del tiroteo es extremadamente delicada y son los peritos los que la deben aclarar para que, sobre todo, el hombre y su familia recuperen la tranquilidad y despejen sus dudas. Mientras avanzan las investigaciones, se debe dar las garantías y la protección que pide el funcionario de la joyería asaltada.  

A propósito de asaltantes, la Policía se ha ganado nuestro aplauso al desbaratar en La Paz a la peligrosa banda conocida como La Hermandad, que este año cometió cinco asaltos. Una vez más se ha denunciado que los delincuentes salieron antes entre tres y cuatro veces de la cárcel, lo que pone en la mira a algunos jueces que los liberaron. Los policías cumplen con su tarea de detenerlos, pero lamentablemente son los administradores de justicia los que vuelven a fallar al no considerar el prontuario de los reincidentes. 

La gestión del Tribunal Constitucional va llegando a un triste final, en medio de críticas por sus pugnas internas, porque no generó plena confianza en su independencia y por algunas polémicas recientes como la de los trajes de sus funcionarios. Lo último que acaba de suceder es la elección de su nuevo presidente. En cuatro años el TCP tuvo cinco conductores, lo que evidencia una constante y llamativa inestabilidad institucional. 

Tags