Opinión

cara a cara

El Deber 29/9/2018 04:00

Escucha esta nota aquí

Chile sabe o teme lo peor. La decisión del canciller chileno, Roberto Ampuero, de no asistir a La Haya para escuchar el fallo de la Corte Internacional de Justicia (CIJ) sobre la demanda marítima interpuesta por Bolivia hace presagiar que las autoridades de ese país temen una sentencia en contra que los obligue a negociar una salida soberana al Pacífico. El argumento para cancelar el viaje “es más importante estar con Chile y en Chile junto al presidente. La comitiva chilena estará comandada por Claudio Grossman. Al contrario en Bolivia hay optimismo de un fallo a favor, por eso la comitiva nacional será encabezada por el presidente Evo Morales con la compañía de los exmandatarios Carlos de Mesa y Jorge “Tuto” Quiroga, a quienes concedió una amnistía para que puedan estar presentes durante el fallo de la CIJ y representar al país posteriormente. La Corte Internacional de Justicia publicó el aviso para este lunes indicando de forma clara sobre lo que fallará: “La CIJ dictará sentencia sobre el fondo en el caso relativo a la obligación de negociar un acceso al océano Pacífico (#Bolivia c. #Chile) el lunes 1 de octubre de 2018 a las 3 p.m. (La Haya)”.

La matemática de AGL. El segundo mandatario del país Álvaro García Linera insiste en imponer su propia matemática. Acaba de decir que en el referéndum del 21 de febrero de 2016 hubo un “empate democrático”, que debe resolverse en las elecciones de octubre de 2019. Dejó de lado su afirmación días previos a la consulta de que un voto era suficiente para declararse ganador. El No obtuvo 51% y el Sí 49%, resultado que no les cuadra a los que impulsan una posible repostulación presidencial de Evo Morales. El vicepresidente que busca revancha en las urnas a como dé lugar promete a los opositores que si obtienen mayor votación en las elecciones “se harán cargo del Gobierno y todos tranquilos”. La última palabra sobre el tema la tendrá el Tribunal Supremo Electoral cuando anuncie si Morales puede o no alistarse como aspirante a las primarias en el MAS en diciembre.

Comentarios