Opinión

El informe sobre los Papeles de Panamá

El Deber logo
9 de octubre de 2017, 6:48 AM
9 de octubre de 2017, 6:48 AM
La comisión especial mixta de investigación sobre los Papeles de Panamá presentó un informe hace poco más de una semana después de trabajar durante 15 meses sobre datos de bolivianos que crearon empresas off shore en otros países considerados paraísos fiscales.


Entre las conclusiones, sus miembros dejaron claro que ni el Estado ni la sociedad boliviana tenían una idea real acerca de esta materia, lo que se complicaba por la débil regulación que permitió la salida de dinero desde Bolivia hacia los paraísos fiscales por un valor de 989 millones de dólares, solamente en 2016.


Los parlamentarios identificaron a empresarios bolivianos que crearon sociedades off shore y sugirieron que sus movimientos económicos sean investigados por el Ministerio Público, el Servicio de Impuestos Nacionales o la Unidad de Investigaciones Financieras, según sea el caso. Es deseable que las instituciones mencionadas realicen un trabajo objetivo y profesional, sin apegos ni favoritismos, sin la intención deliberada de causar daño, especialmente a quienes han estado vinculados a la política en el bando contrario al actual Gobierno. Urge que haya independencia de poderes, a pesar de que esta no ha sido la señal demostrada en otros casos.


Esta investigación parlamentaria de los Papeles de Panamá no debe convertirse en un instrumento de persecución política contra los opositores, como fue el caso Rózsa y otros, muchos de los cuales sirven más para fines partidarios que para una honesta búsqueda de la verdad. Debe quedar claro que en sí mismas las sociedades off shore no son ilegales, aunque son susceptibles de ser utilizadas con oscuros objetivos.


El informe parlamentario fue pospuesto en tres ocasiones y tuvo una demora de dos meses. Coincide con un momento políticamente delicado, el de las gestiones del MAS para lograr la repostulación de Evo Morales. Las actuaciones deben demostrar que no se trata de una cortina de humo para distraer la atención ciudadana sobre un tema que es particularmente sensible.


El trabajo de la comisión mixta de la Asamblea debe ayudar a las instituciones llamadas por ley a determinar si hubo daño económico al Estado con la creación de sociedades off shore y a recuperar dichos montos, aunque también se dejó claro que Bolivia tiene debilidad regulatoria y falencias sobre la salida de capitales. 


En ese sentido, un aporte fundamental de este informe se refiere al planteamiento de un proyecto de ley de lucha contra el mal uso de los paraísos fiscales en el que se pide reestructurar la UIF, hacer cambios en el Código del Sistema Penal y crear atribuciones para que haya intercambio de información entre las instituciones llamadas a regular los movimientos económicos.
Tags