Opinión

La lucha contra la pobreza en China

Wang Jialei Wang Jialei 31/8/2019 04:00

Escucha esta nota aquí

La lucha contra la pobreza es una tarea fundamental para todos los gobiernos del mundo, desde tiempos antiguos. Desde la proclamacIón de la República Popular de China hace 70 años, el gobierno chino siempre presta suma importancia al derecho a la subsistencia y el desarrollo de la población, ha venido haciendo muchos esfuerzos por disminuir la pobreza y mejorar las condiciones de vida de la población, implementando proyectos sociales para que el crecimiento económico beneficie a todos en forma más equitativa.

Desde la reforma y apertura en 1978, el gobierno chino ha aumentado esfuerzos por aliviar la pobreza, creado instituciones exclusivas, identificado zonas y grupos clave, asignado fondos especiales, establecido estándares de pobreza y políticas preferenciales que corresponden a las condiciones nacionales. Sobre todo, ha trazado lineamientos para aliviar la pobreza a través del desarrollo, los que se implementaron de forma planificada y organizada, librando de la extrema pobreza a más de 700 millones de la población rural en los últimos 40 años.

El presidente Xi Jinping ha formulado el concepto de alivio preciso de la pobreza, que se ha concretado con éxito. El alivio incluye seis precisiones: en el objetivo del apoyo, en la preparación de los proyectos, en el uso de los fondos, en las medidas para cada familia, en la asignación de funcionarios para cada aldea y en la efectividad de la reducción de la pobreza, resolviendo así problemas como a quiénes se debe ayudar, quién presta la ayuda, cómo lo hace y hasta qué nivel se deja de recibir ayudas.

Por ejemplo, para precisar los objetivos de apoyo, el gobierno chino edificó un sistema nacional unitario de informaciones y big data. Gracias a la política de alivio de la pobreza, desde finales de 2012 hasta finales de 2018, el número de pobres rurales en China disminuyó de 98,99 millones a 16,6 millones; una reducción total de 82,39 millones y una reducción anual promedio de más de 13 millones.

La incidencia de la pobreza cayó del 10,2% al 1,7%, una baja acumulada de 8,5 puntos porcentuales. Alrededor del 85% de los pobres en las zonas rurales de China está fuera de la pobreza, contribuyendo más del 70% a la causa mundial de alivio de la pobreza, convirtiéndose en el primer país en desarrollo en completar los Objetivos de Desarrollo del Milenio de la ONU, y se espera que la meta se alcance 10 años antes del establecido por las Naciones Unidas.

Cabe señalar que los estándares de pobreza rural de China son más altos que los estándares comparables del Banco Mundial. En 2015, por ejemplo, el estándar de pobreza de China fue equivalente a 2,57 dólares diarios por persona, mayor que el estándar de pobreza extrema anunciado por el Banco Mundial para el mismo período, que fue de 1,9 dólares diarios por persona.

El estándar de China no incluye los beneficios de todas las políticas preferenciales hacia los pobres, ya que, si se lo hiciera, el estándar de pobreza rural en China en 2015 fue de 3,87 dólares diarios por persona.

“Una flor sola no es primavera, la primavera impera cuando florecen cien flores”. Mientras trabaja por disminuir la pobreza de su propia población, China contribuye también a la causa internacional de reducción de la pobreza.

A través de las plataformas como el Foro de alto nivel para la reducción de la pobreza y el desarrollo, foro de desarrollo social y reducción de la pobreza China-ASEAN y foro de Cooperación China-África. Además, con la apertura del sitio web especial y cursos de capacitación, China comparte con otros países en vía de desarrollo sus experiencias sobre la reducción de la pobreza; también ha implementado proyectos de cooperación con Laos, Camboya, Myanmar, Tanzania, Etiopía y Sudán en la reducción de la pobreza.