El Deber logo
21 de agosto de 2017, 20:37 PM
21 de agosto de 2017, 20:37 PM

Es muy gratificante que investigadoras de renombre académico, de afuera de los países amazónicos, reivindiquen la literatura de esta región por encima de algunos prejuicios y descuidos de nuestros propios letrados. Una de estas investigadoras es Claudia Rodríguez Monarca, investigadora argentina, doctora en Teoría Literaria y Literatura Española, de la Universidad de Oviedo (España); magíster en Filología, mención Literatura Hispánica, que trabaja en la Universidad Austral de Chile, quien acaba de publicar su ensayo Estrategias de reterritorialización en la poesía amazónica contemporánea, que forma parte de un estudio mayor.

En este ensayo Rodríguez propone una mirada que relaciona el corpus poético de escritores y poetas amazónicos contemporáneos, indígenas y no indígenas, de Colombia, Ecuador, Perú y Bolivia, de distintas procedencias, respecto a la desterritorialización y desplazamiento, como una forma de resistencia cultural. Rodríguez entiende a esta región compartida como un “área cultural panamazónica” que es vista por el poeta peruano Percy Vílchez como un “subcontinente fluvial”. 

Rodríguez afirma que “la literatura amazónica no existió a los ojos de la crítica oficial, vinculada a la academia y al canon, en ninguno de los países que afiataban sus literaturas nacionales. Este aspecto se ha ido revirtiendo gracias a la investigación generada en esos mismos espacios, primero por antropólogos como Stefano Varese y Hugo Niño, y luego por escritores amazónicos e investigadores, como los bolivianos Homero Carvalho y Nicomedes Suárez Araúz, los peruanos Manuel Marticorena, Ricardo Virhuez, Roger Rumrill, Raúl Bardales, María Chavarría y Manuel Cornejo; los colombianos Miguel Rocha Vivas, Beatriz Alzate, Juan Álvaro Echeverri, Roberto Pineda Camacho, Fernando Urbina y Juan Carlos Galeano, entre otros”.

Es necesario destacar que el trabajo de Rodríguez es minucioso, erudito y generoso con las inclusiones de citas y referencias bibliográficas de investigadores literarios, así como de fragmentos de poemas de poetas de Ecuador, Colombia, Perú y Bolivia, que le sirven para verificar sus hipótesis y sus enunciados. Como poeta e investigador nacido en la región amazónica de Bolivia, es satisfactorio saber que nuestros esfuerzos por difundir la literatura amazónica de nuestro país, a través de libros y artículos, hayan encontrado eco en este y otros trabajos académicos y nos sitúen a la altura de los textos de otros países. 

Tags