Edición Impresa

Segundo confinamiento

Fernando Suárez Sanguino 13/1/2021 05:00

Escucha esta nota aquí

La segunda ola del Covid 19 llegó con fuerza y está haciendo estragos en nuestro país y especialmente en nuestra ciudad, mientras las autoridades hacen reuniones casi diarias con los diversos sectores para consensuar medidas, rápidamente el virus va ingresando por la nariz de las personas para aquejarlas de una enfermedad realmente dolorosa y en muchos casos mortal.

Lo que está claro es que nadie quiere volver a ese confinamiento que nos tuvo encerrados el año pasado, pero ¿qué hacer? ¿Cómo contrarrestar el vertiginoso contagio? ¿Cómo protegernos? ¿Qué hacer si tengo los síntomas? Estas y otras preguntas se nos vienen a la mente para tratar una enfermedad que tiene connotaciones diferentes entre pacientes.

Simple, la culpa de esta segunda ola es nuestra, días antes de la Navidad pasé por la plaza 24 de Septiembre y fotografié a cientos de personas sin barbijos, sin mantener distanciamiento social, subí a un micro para retornar a mi casa y la mitad de los pasajeros no tenían barbijos y no se respetaba el asiento vacío, realmente esto que está pasando es culpa nuestra, como individuos y como sociedad.

Algo paradójico fue que no hubo clases todo el año, pero sí hubo las denominadas graduaciones, donde entre la alegría de haber cursado el último año por Zoom, el reencuentro fue entre abrazos, besos y felicitaciones, mientras el virus se iba incrustando en la nariz para ser transportado a los distintos hogares.

La única forma de contrarrestar el vertiginoso contagio es volviendo a una cuarentena rígida, no hay otra salida, mientras eso no pase y la gente realmente no tome conciencia del uso de barbijo y el distanciamiento social, las salas de las clínicas seguirán repletas, las dudas en las pruebas seguirán presentes y las páginas de necrológicos nos recordarán a nuestros seres queridos que fueron vencidos por este virus.

Realmente es una decisión difícil de tomar y son nuestras autoridades las llamadas a tomar decisiones drásticas que de alguna manera lleguen a frenar la proliferación de este virus; así lo hicieron Alemania, Francia, Reino Unido, Italia, etc, que han vuelto al confinamiento para frenar el virus.

Los médicos lo piden a gritos, es necesario volver a un confinamiento, esta segunda oleada viene con un virus más fuerte todavía, caso contrario muchas familias sufrirán el tormento de despedir a un ser querido enfermo de Covid-19.



Comentarios