Escucha esta nota aquí

Unos 9.300 agentes de las Fuerzas Armadas serán movilizados para brindar seguridad en los comicios del 20 octubre, día en que 6.974.363 electores irán a las urnas para elegir el próximo presidente de Bolivia. 

El comandante de la entidad castrense Williams Kaliman, señaló que los militares acompañarán desde el traslado de las papeletas a los recintos electorales hasta la votación y el envío de las ánforas al Órgano Electoral de cada departamento.

Kaliman, en contacto con la Red Patria Nueva, explicó que el apoyo de las Fuerzas Armadas se dividirá en dos fases. En la primera, los uniformados controlarán y custodiarán la impresión y el traslado de las papeletas de sufragio con la asignación de efectivos militares para las empresas que contrate el Órgano Electoral.

Y en la segunda, se encargarán de “custodiar y mantener el orden y garantizar la seguridad en los recintos electorales, en los que se instalen y funcionen mesas de sufragio, asimismo custodiaremos el traslado de lo recibido por los notarios electorales, tanto en el área urbana y rural”.

El jefe militar explicó que por este tema también se reunió con el Comando de la Policía y el Tribunal Supremo Electoral.