Escucha esta nota aquí

El médico y cantautor boliviano, Adrián Barrenechea, pidió ayuda a la población, a través de las redes sociales, por la sustitución de la medida cautelar del agresor de su hija, quien había sido enviado a la cárcel de Palmasola en mayo pasado, por intento de feminicidio. Barrenechea teme que se vuelvan a repetir los episodios violentos de hace cinco meses.

“Hoy viernes 2 de octubre de 2020, una vocal de la Sala Penal Segunda del Tribunal Departamental de Justicia (TDJ) de Santa Cruz, decidió otorgar detención domiciliaria a este sujeto, contraviniendo absolutamente todas las disposiciones. Y además, haciendo caso omiso de todos los elementos probatorios que se habían dispuesto en esa audiencia. Es un acto absolutamente abusivo y a todas luces, signado por la corrupción que se campea en los estratos judiciales de nuestro país”, denunció.

El 24 de mayo, Matías Z. (23) habría ingresado al domicilio del cantautor, con las supuestas intenciones de segar la vida de su hija. El sujeto fue detenido y enviado con medidas cautelares a Palmasola, por 120 días mientras se hacían los peritajes para instalar el juicio respectivo. Pero la defensa apeló dos veces la decisión. En la segunda audiencia, el imputado logró su detención domiciliaria.

En ese sentido, pidió el apoyo de la opinión pública, ya que toda su familia está viviendo momentos “muy dramáticos”.

Tememos que este muchacho vuelva a agredir a mi hija. Se conocen bien. Sabemos que es tremendamente peligroso”, alertó Barrenechea, en contacto con EL DEBER.

Fue contundente al cuestionar la decisión de la vocal, ya que considera que la resolución tiene contradicciones. “Dijeron que tenía un trabajo on line y que iba a trabajar desde su casa. Pero la vocal determinó que pueda salir a trabajar. Al tomar esa determinación, está poniendo en peligro a mi hija, conociendo al sujeto”, advirtió.

Los abogados de la víctima esperan apelar la decisión del Tribunal cruceño en las próximas horas.