Escucha esta nota aquí

“Depredador”, fue el calificativo que usó la presidenta Jeanine Áñez para referirse a Evo Morales por las denuncias sobre las relaciones que tuvo con menores de edad y dijo que el MAS conocía este tipo de conducta y apañó durante los 14 años de gobierno lo que hacía el exmandatario.


“Es que tenía una pandilla de encubridores de semejantes actos de un depredador que teníamos como presidente, según las acusaciones... creo que esto es algo que nosotros no podemos perdonar y mucho menos olvidar”, afirmó la jefa de Estado al referirse al bullado caso.


El 7 de agosto estalló el escándalo cuando se publicaron cuatro fotografías de Evo Morales con una menor de edad. Luego se conocieron más detalles y videos, declaraciones de la muchacha y finalmente Morales no negó la relación en una entrevista.


Áñez dijo que el poder tiene un límite y acusó a los dirigentes del MAS de estar protegiendo a su jefe. Además cuestionó a las mujeres del masismo que decían defender al género femenino y ahora encubren este tipo de delitos que son  vergonzosos, subrayó.


“Se habla de muchos casos, lo que significa que todo el entorno del gobierno o del Movimiento al Socialismo no solamente lo sabía, sino consentía este tipo de situaciones, es que el poder debe tener un límite”, dijo la mandataria.


Internacional


Adelantó que, como gobierno, seguirán con este caso y  acudirán a la justicia internacional porque las actitudes de Morales y las constantes denuncias abochornaron a todo al país ya que el implicado es un exmandatario.  


“Nos ha avergonzado en los ámbitos internacionales con semejante acusación pero nosotros vamos a seguir de cerca esa acusación en tribunales nacionales como en lo internacional, porque no va a quedar en la impunidad; espero que se actúe de manera rápida en este caso que indigna como mujer, pero sobre todo como madre”, complementó.


La presidenta Áñez demandó una actuación más prolija desde la Fiscalía, que hasta el momento no inició ninguna investigación de oficio aunque ya recibió dos denuncias, una de una legisladora y otra del gobierno. Por esa inacción se anunció un proceso penal contra el Fiscal General del Estado, Juan Lanchipa.


Los padres


Para Áñez, la actitud de los padres  de la muchacha es incomprensible porque permitieron que abusen de una hija sin denunciar el grave hecho. Recordó que los padres son responsables de los menores de edad y deben velar y responder por ellos.


“Es algo que no se puede entender, uno vela por sus hijos, les inculca valores ante una situación de esta naturaleza, porque aquí hubo abuso de poder, entonces uno no logra entender qué pasa con los padres, de repente en alguna situación (las relaciones) eran obligadas o fueron consentidas, pero los padres somos responsables de nuestros hijos cuando son menores de edad”, concluyó la jefa de Estado.