Escucha esta nota aquí

Jeanine Áñez presenta un cuadro de presión alta y recibe medicación, de acuerdo a uno de sus abogados, Ariel Coronado. La expresidenta se encuentra recluida desde el lunes en la cárcel para mujeres de Obrajes en La Paz.

El jurista, en entrevista con PAT, informó que durante la audiencia de medidas cautelares se informó la condición médica de la exmandataria, que también padecería gastritis, aunque se asegura que su salud, por el momento, está bien.

Tiene presión alta y en ese entendido está medicada, pero durante todo el tiempo que hemos podido estar en contacto con ella en la ciudad de La Paz estaba con la salud bien, entonces esperemos que continúe de esa manera”, dijo el abogado.

Áñez fue aprehendida el sábado en la madrugada y trasladada a la sede de Gobierno, donde fue cautelada el domingo y el lunes fue remitida al recinto penitenciario, donde deberá permanecer al menos cuatro meses, mientras se investiga el caso del supuesto “golpe de Estado”.

“Cuando ella estaba ante el fiscal se le consultó si tenía alguna enfermedad y se supo que era la presión alta. También me parece que tiene gastritis, pero estaba medicada y se le midió la presión, no tenía mayores problemas”, agregó Coronado.

La exjefa de Estado es acusada de la presunta comisión de los delitos de terrorismo, sedición y conspiración, dentro de una denuncia formulada por la exdiputada del MAS Lidia Patty, que involucra a sus exministros y exjefes militares y policiales del Gobierno de transición encabezado por Áñez.

Comentarios