Escucha esta nota aquí

Dura arremetida. La presidenta Jeanine Áñez volvió a atacar este martes a Evo Morales y a Carlos Mesa dentro de un discurso público pronunciado en la localidad cruceña de San Carlos. Aseguró que no habrá perdón ante las acusaciones de estupro y trata y tráfico, anticipando, incluso, seguimiento internacional a las mismas.

La jefa de Estado enfatizó que “no puede haber alcahueteríos ni silencios cómplices” frente a las denuncias contra el jefe del MAS, que es relacionado con menores de edad, pero también reprochó que no exista condena a esos hechos por parte del candidato de Comunidad Ciudadana (CC), Carlos Mesa.

“No puede ser que un mandatario abuse de su poder para abusar de la inocencia de niñas, eso no va a quedar en la impunidad, por eso estoy indignada y me indignan otros candidatos que se callan, que no están indignados, por eso me dirijo a Carlos Mesa, pronúnciese, demuestre la indignación que sentimos todas las mujeres por esas acusaciones de violación o de abuso, no se esconda como lo hizo en noviembre, como lo hizo en anteriores semanas, cómodamente, entre cuatro paredes, como si fuera un alcahueterío estar jugando con la libertad y la democracia de nuestro país”, dijo la mandataria.

Morales afronta actualmente dos procesos de investigación por haber mantenido relaciones sentimentales con menores de edad. Uno referido a Noemí M., que ahora tiene 19 años, y otro sobre una adolescente que supuestamente quedó embarazada a los 15 años en La Paz.

La titular volvió a utilizar una frase que acuñó al inicio de su gestión. “Soy una buena noticia para las mujeres, pero soy la peor noticia para esos abusivos, para esos violadores, que utilizan el poder para abusar de niñas, como lo que ahora nos está avergonzando”, recalcó.

Aseguró que desde el Estado se realizará seguimiento a los procesos judiciales contra el líder cocalero, pero también en el contexto internacional. “Yo me siento indignada por todo lo que ha pasado, nos duele, nos indigna cuando una niña es abusada, pero cuando se acusa a un mandatario de haberlo hecho, eso no tiene perdón, no tiene olvido”, recalcó.

Se trata de una nueva intervención pública dirigida a sus rivales políticos, tal como lo viene haciendo en los últimos días. También reiteró que enfrentará al MAS las veces que sea necesario, a tiempo de volver a exigir que se liberen los recursos desde la Asamblea Legislativa para el pago de un nuevo bono.  

En San Carlos

La presidenta estuvo en la localidad de Santa Fe, del municipio de San Carlos, para dar inicio a obras  de pavimentación de calles. La construcción de este pavimento rígido para 27 calles tendrá una inversión de 5.9 millones de bolivianos y estará financiado por el Fondo Nacional de Desarrollo Regional (Bs 4.6 millones) y por el Gobierno Municipal de San Carlos.

La mandataria resaltó que esta obra significa desarrollo y progreso para esta localidad que verá cómo mejora la calidad de vida de sus habitantes. 

El inicio de obra fue agradecido por el alcalde Marcos Áñez, que entregó a Áñez las llaves de la ciudad y el Divino Niño.

En el mismo acto, los ministros Yerko Núñez y María Elva Pinckert entregaron, para beneficio de esta región, la homologación de la mancha urbana y un carro cisterna en comodato.

En el evento, estuvieron ministros, autoridades nacionales, departamentales, municipales, representante de Juntas Vecinales y de OTB's.