Escucha esta nota aquí

El jefe de bancada de Creemos, Erwin Bazán, rechazó las excusas de los ministros Iván Lima, de Justicia y de Eduardo del Castillo, de Gobierno, que, mediante carta, adelantaron que no asistirán a las jornadas de interpelaciones programadas para esta semana en la Cámara de Diputados de la Asamblea Legislativa.

Bazán no se guardó adjetivos y llamó “cobardes” a Lima y a Del Castillo por no presentarse en la fecha establecida de la jornada de interpelación. “Repudiamos y lamentamos la actitud cobarde con la que los ministros de Justicia y de Gobierno no dan la cara”, afirmó en conferencia de prensa.

Del Castillo estaba citado para este miércoles 7 de abril a las 16:00 y Lima para el viernes 9 a la misma hora, pero no se presentarán.

“Estos ministros que usan la justicia y el aparato de Gobierno para perseguir y amedrentar no son capaces de presentarse a la Asamblea Legislativa para dar la cara”, complementó.

El representante de Creemos señaló que están preparados para interpelar a las dos autoridades del gabinete de Luis Arce; sin embargo, se excusaron dejando con las ganas a los parlamentarios opositores, que pedirán explicaciones por las detenciones y citaciones de exautoridades de Estado y de ciudadanos de partidos y agrupaciones contrarias a la línea del Movimiento Al Socialismo (MAS).

Agregó que pedirán una reprogramación de las dos interpelaciones a las autoridades de Estado, porque consideran que no hay nada más importante que ofrecer respuestas a los bolivianos sobre las presuntas persecuciones políticas a las que están siendo sometidos opositores al MAS en el caso del supuesto golpe de Estado.

Aseguró que tiene documentación de cómo el ministro de Justicia y de Gobierno, supuestamente, están violando el debido proceso y cómo se están vulnerando los derechos humanos en Bolivia.

Lima y Del Castillo son acusados por las fuerzas opositoras de ser los artífices de las detenciones de exautoridades del Gobierno de Jeanine Áñez (detenida), además de policías, militares y de ejercer presión ante la Fiscalía para citar a personas que presuntamente están involucradas con el supuesto golpe de Estado de 2019, año en el que Evo Morales, renunció a la presidencia tras la presión social de 21 días de paro.

Comentarios