Escucha esta nota aquí

Eduardo Scott, gerente general de la estatal Boliviana de Aviación (BoA), informó, este jueves, a EL DEBER que hace 10 días hizo llegar a la Procuraduría General del Estado, las respuestas solicitadas en el marco de las investigaciones del caso de compra con supuesto sobreprecio de 170 respiradores

Lo informado por Scott, contradijo a las declaraciones del procurador, José María Cabrera, que esta tarde en un programa radial, indicó que BoA no remitió las respuestas y anunció que mañana le enviarán un segundo 'documento procuradorial'. 

BoA envió las respuestas hace 10 días, no sé por qué habrá brindado esa declaración, pero las respuestas las hemos entregado hace 10 días”, señaló Scott. 

Sin embargo, Cabrera, advirtió que las autoridades que se nieguen a cooperar con las investigaciones que lleva adelante la Procuraduría, son sujetas a enfrentar procesos penales por el delito de incumplimiento de deberes.

“Ha vencido el plazo y BoA no ha dado respuesta, no ha remitido ninguna documentación, ni respuestas escritas a la Procuraduría General del Estado. Estamos emitiendo, mañana un segundo documento procuradorial”, declaró Cabrera, durante una entrevista. 

La autoridad agregó que pidieron a BoA responder ¿quién fue la autoridad que solicitó el vuelo?, ¿en qué momento?, ¿a través de que documentación, con qué características, para que capacidad de carga?, entre otras. 

Por otra parte, señaló que en el marco de la investigación se enviaron más de 30 requerimientos procuradoriales, recibiendo respuestas de la mayoría, a excepción de BoA y del BID, que según Cabrera, el organismo internacional comunicó que no contestaría amparándose en la inmunidad diplomática que lo reviste.

Es una señal terrible y funesta para la transparencia que rige también a los organismos internacionales”, acotó Cabrera. 

La estatal BoA, fue incluida en el caso de la compra de 170 respiradores españoles con supuesto sobreprecio, debido a que fue la empresa que realizó el traslado de los equipos desde Barcelona hacia Bolivia. 

Por este caso, guarda detención preventiva el ex ministro de Salud, Marcelo Navajas y dos funcionarios de esa cartera.